lunes, 26 de febrero de 2018

Semana de descanso?



Una de las cosas que la gente al parecer le teme en el mundo del fitness es tomarse semanas libres. Yo sé que si eres nuevo y estás leyendo esto, vas a decir "qué? tomarse semanas libres es lo máximo del planeta!". Pero para otros es una tortura. No porque amen el ejercicio -que eso está bien- sino porque muchos tienen metas distorsionadas y piensan que tomarse unos días libres es como el final de los tiempos de delgadez, el Apocalipsis de las grasas y la gordura eterna.

Y no tiene que ser así. Tomarse unos días off, sea porque ya entrenaste bastante y tu cuerpo lo necesita o porque el médico te dijo "tienes una rodilla fuñida, te fuñiste" no tiene que ser tan malo. Vamos a hablar del primer caso, de las personas que entrenamos bastante y necesitamos de tanto en tanto tomarnos una o dos semanas de descanso. Los que tienen lesiones tienen que hablar con sus médicos.

-Una semana off no te la tienes que tomar como un castigo. Es sabrosísimo! Tómala como un tiempo para recuperarte mental y físicamente. Yo lo hago cada dos meses más o menos. A veces cada tres. En Bodybuilding.com recomiendan que estas pausas te las des cada 8 o 10 semanas. O antes si tu cuerpo te está dando señales de sobreentrenamiento (problemas de sueño, estancamiento, cambios de humor). En la publicación señalan que a veces es mejor tomarse una semana de descanso antes de tiempo que esperar a estar completamente quemado. Claro, no es que vas a hacer una semana de ejercicio y decir "listo, ahora descanso un mes". También esto les sirve a las personas que andan borderline obsesión que lo que piensan es en quemar- grasa-todo-el-día y que quieren estar pegadas al Instagram a cada segundo a ver si alguien descubrió una técnica nueva. Relájate! Apaga ese teléfono, lee un libro (bueno, lee mis post que son divertidos)


-Si hablamos de alimentación, esta semana no tiene que ser #LivinLaVidaLoca como Ricky pero si tenías un programa de alimentación bastante estricto, relájese! Para los que llevan tiempo en esto conocen bien sus porciones casi sin medirlas. Haz meriendas porque tienes hambre, no porque "te toca" y si mantienes la compra con las mismas cosas que compras siempre, pues no hay mucho rollo. Qué varía? Quitarse la presión. Yo soy un pelo más laxa en mis porciones porque me quiero más que mi mamá. Sigo comiendo las mismas meriendas de casi siembre (frutas, frutos secos, mantequilla de maní, kefir) pero si hay una galleta mal parada, que se cuide porque no la perdono.


-De ejercicio trato de descansar todo lo que pueda pero no quiere decir que voy a ser Jabba the Hutt y voy a estar echada esperando que la princesa Leia se quede con su bikini dorado al lado mío. Camina, sigue haciendo tus actividades diarias, haz una clase relajante de esas que dices "cuando tenga tiempo". Yo voy a seguir caminando  a todos lados y seguro algunas de las sesiones del de estiramiento del @instafitapp porque ya se acaba mis días gratis (recuerda que si la bajaste debes cancelar la suscripción si no quieres permanecer con ella. Esto tienes que hacerlo manualmente en tus suscripciones de app). Lo bueno es que tengo varios ejercicios ahí para probar. Si quieres probarlos, descarga el app con el link que está en mi bio de Instagram.



Yo seguro me agarro dos semanitas. El domingo que viene son los Oscar y me tengo que levantar como a las 2 para ver si me gané ese premio #novayaaser. Seguramente no veré muchas histories de IG porque yo las veo cuando hago ejercicio. O quizás me echo en el sofá a verlas y las alterno con Salems Lot de Stephen King y mezclo fit con vampiros. Pero quizás ganan los vampiros. Uno no sabe.

Lo que si se,  y de verdad funciona es que tomarse una (s) semana (s) off es bueno para el cuerpo y el alma así leas puros libros de terror.





Fotos
https://media.giphy.com/media/fdlcvptCs4qsM/giphy.gif
https://media.giphy.com/media/129NVCr1UfsGTS/giphy.gif
https://media.giphy.com/media/xT9KVrKucCn7SlSUx2/giphy.gif
https://media.giphy.com/media/1xtTuOvuNCZSo/giphy.gif
https://media.giphy.com/media/TeAmZ5PRXQDvO/giphy.gif



lunes, 12 de febrero de 2018

InstaFit!



Los que me siguen hace un rato saben que yo hago todos mis ejercicios en mi casita, en la comodidad de la "oscuridad" (porque soy como los vampiros a la inversa, hago ejercicio en la madrugada) en medias y sin que nadie me moleste. Y los que no me conocen, pues ahí les va el cuento: a mí me gusta hacer ejercicio en mi casa.

Como siempre me preguntan qué rutina hacer, es cuento que ahora voy a probar la @instafitapp . Es una app que tiene DE TODO! Rutinas con el peso corporal, de streching, para los abdominales, meditación y hasta baile! Ok vamos ser sinceros que esas son las que no creo que haga mucho con los dos pies izquierdos que tengo pero yo sé que por ahí me sigue más un pachanguero.

Además que está súper organizadita y puedes escoger tu nivel para empezar a ejercitarte (si eres principiante, medio o avanzado), si quieres algo bajo impacto, si quieres una rutina tipo Rambo huyendo de los malos... Yo ya empecé con las de streching porque la verdad es que soy flojita y no estiro mucho, y eso es un must en el ejercicio! Y ya no tengo excusa porque bueno, el app no me regaña pero al menos me acompaña. También hice unos “finisher” que son cuatro minutos para darle con todo cuando terminas tu sesión. Suena así a Fatality de Mortal Combat pero es que uno queda así medio muerto y luego les cuento más de esto y por qué son tan divertidos.

Si se meten  a este link van acceder a una semana GRATIS! y si les gusta, pues se quedan que es un éxito y disfrutan de la versión PRO. Si no, simplemente recuerden cancelar la subscripción antes de los 7 días (tienen que hacerlo MANUAL, la cancelación no se hace automáticamente)

Descárguenla y díganme qué tal!

lunes, 5 de febrero de 2018

Esto está funcionando?



En Instagram y en el blog siempre hablo sobre una cosa que tenemos que diferenciar: comer bien y comer para un objetivo. Porque muchas veces, pensamos que el "comer sano" es el esfuerzo suficiente para que alcancemos nuestras metas. Y bueno, la verdad es que a muchas personas les funciona. Es decir su tienes unos cuantos kilos porque te bañabas en dulce todo el día y hasta el agua te la tomabas frita, unos pocos cambios en tu dieta, incluir algo de ejercicio y el descanso adecuado y si, vas a ver cambios en tu cuerpo y en cómo te sientes. Mil puntos. Todo un éxito.

La cosa se pone más difícil cuando queremos algo preciso,  concreto, específico. Digamos que si estamos antojados de chocolate, un pedazo de cualquier chocolate nos satisface no? Pero si queremos un chocolate negro de 85% de cacao con almendras, no nos vamos a conformar con un Milkyway. Bueno, igual con la dieta. Si ya quieres un objetivo más específico porque digamos, ya comemos sano, tenemos que mover el barco justo a esa dirección. Porque ya el mínimo esfuerzo no funciona (y porque si fuese así, todas las personas que comen "sano" vivirían perdiendo peso no?)

Aquí es cuando le vienen ciertas dudas a algunas personas porque me dicen que ellas "están haciendo dieta" pero, cómo saber entonces si eso funciona? Yo le prestaría atención a esto:

-Tienes energía: una alimentación buena y variada tiene de todo y no te deja como alma en pena por las esquinas. Claro que puede que te sientas que el cambio es heavy metal sobre todo cuando no estabas acostumbrado a comer ciertas cosas. Pero si te hace sentir mal, sin ánimos o te duele algo, eso no lo vas a poder continuar.

-Va con tu estilo de vida: y aquí hablo de ponle, eres vegetariano y te busques una dieta donde reinen los veggies. Porque sería muy maluco que te digan "come carne" y tú la comieras así con asco porque no te gusta no? Si odias de todo el corazón digamos la palta/aguacate -que no sé si tienes sangre en las venas pero eso pasa- no deberías anotarte en hacer la dieta de "los 30 días del aguacate" porque te va a dar un veri-veri.

-Ves resultados: esta es la más bombita  de las señales! Si quieres perder grasa y estás perdiendo grasa, vas bien. Si quieres ganar músculo y estas ganando músculo pues vas bien. Pero si llevas seis meses comiendo de una manera y te ves como la mancha en el pantalón #igualita #nosequita, entonces esa dieta no está funcionando no? Claro, el truco aquí es que tienes que ser paciente. Si también esperas ver resultados en una semana, no te va a funcionar nada!

Y para mi, por más que sepas que estás comiendo para un objetivo en específico, es importante que pienses a largo plazo. Que así sea durante ese momento nazi y más estricto, entiendas que estás afianzando costumbres que puedes aplicar después (que se yo, tomar más agua, comer más vegetales) y también es importante entender que ninguna meta física vale la pena que pongas en juego tu salud. Así que aléjate de dietas locas y extremas que no te van a llevar por el camino de la felicidad. Ni ahora ni nunca.