lunes, 23 de febrero de 2015

Ya vuelvo



Tengo que tomarme un descansito de 10 días por orden del médico. Pero ahora vuelvo con todo ok?

viernes, 20 de febrero de 2015

Viernes de aroma: Quínoa Chai


Para los que piensan que yo sólo desayuno avena (que tienen razón el 90% del tiempo) aquí les pongo esta receta que podría cambiar easy like sunday morning y se podría volver mi desayuno favorito porque la verdad es que se ve de lujo!

Además, la quínoa es un éxito de grano porque además de ser un carbohidrato sabrosísimo, tiene ocho de los aminoácidos escenciales que tienen proteínas como un pedazo de carne, así que es el propio alimento combo.

Ingredientes
-2 tazas de leche de almendra
-1 taza de quínoa seca
-1/2 cucharadita de canela
-1/4 de cucharadita de jengibre rayado
-1 poquitín de clavo de olor
-1 poquitín de cardamomo
-1 poquitín de sal
-2 cucharada de miel (o edulcorante al gusto)
-1/4 cucharadita de extracto de vainilla

En una ollita pon la leche de almendras, el jengibre, la canela, clavos, cardamomo y sal a hervir. Mete la quínoa y baja la temperatura. Cubre con una tapa a fuego lento por 15 a 20 minutos hasta que se haya absorbido la leche de almendras y la quínoa este suavecita.

Ponle la vainilla y la miel y si quieres, ponle un poquito de leche de almendras y unas fruticas como en la foto que le quedan de lujo!

Rinde para tres raciones.
Feliz fin de semana!


Foto y receta http://www.cookingclassy.com/2014/03/chai-spiced-breakfast-quinoa/

jueves, 19 de febrero de 2015

Mentiras que (nos) decimos


A mí no me gusta estar regañando a la gente, en serio. Quizás mi esposo piense lo contrario pero la verdad es que yo no soy la policía ni del ejercicio ni de la comida, porque en ambos me porto mal. Y todos somos así.

Pero estamos en un momento en que al parecer nos encanta echarle la culpa a otro en vez de asumir nuestros "barrancos". Es decir, mentimos y nos excusamos para no reconocer que simplemente no estamos haciendo lo que nos toca cuando la balanza ni los números del cinturón se mueven.

Y en Shape.com me leí sobre estas mentiritas que les decimos a nuestros entrenadores que de verdad sólo te hacen el camino más difícil a ti. Porque las excusas no queman calorías, por más que las repitas un millón de veces.
Yo no como tanto: Esta es una fija y la he visto miles de veces. Tenemos como pena de decir lo que comemos. Podemos usar palabras exageradas (Comí muchísimo) en ciertas ocasiones o para referirnos a cosas generales pero cuando vamos a lo específico, mentimos. Si le preguntas a una persona -con sobrepeso- qué come, seguramente te va a decir "no mucho". Y empiezan los diminutivos donde tenemos que ser específicos. Es decir, en vez de decir "el lunes me comí cuatro sanduches, un helado, un chocolate y dos cafés" escuchamos cosas como "un sanduchito y una ensaladita, mas nada". Si de verdad eso fuese completamente cierto, tendrías sobrepeso? Si el sanduche no es como este y no tienes problemas metabólicos, la respuesta es no, no estarías con sobrepeso. Pero queda más lindo decir "el sanduchito" que "me comí un Tiranosaurio Rex ".

Yo hago mucho ejercicio: Aquí está lo de la sobrevaloración que le damos a lo que hacemos. Porque nos cuesta, pensamos que estamos haciendo mucho. Es decir, hacemos la mitad del video de Jillian Michaels porque andamos muertos y decimos, "guao hice muchísimo". Y porque te cueste no quiere decir que sea suficiente. Claro que tu cuerpo se tiene que ir acostumbrando poco a poco y no puedes pasar de estar sentado en el sofá a hacer un maratón de Insanity. Pero con poco esfuerzo, poquitos resultados. Y las máquinas de los gimnasios tampoco ayudan. La mayoría te dan una lectura de "quema de calorías" tan precisas como horóscopo viejo. Así que si no tienes un buen monitor cardiaco, no confíes.

Yo no salgo mucho: Somos seres sociales, ese es el cuento. Y muchos además, bebemos (Si, yo me meto ahí de número uno). Pero qué pasa? El alcohol y la pérdida de peso no van de la mano. Y es una manera facilísima de ganar peso cuando te estas "manteniendo". Además esas copitas inocentes que te tomaste en el happy hour cuando saliste del trabajo, te pueden hacer sentir deshidratadísimo al día siguiente, o sólo un poco y ni darte cuenta. Dime tu quién va a hacer un entrenamiento fuerte si le duele la cabeza. Y si no eres bebedor pero sales mucho, pues tienes que tener la voluntad de hierro porque pocas veces he visto a gente que diga "paso" a aperitivos y comidita divina que brindan por ahí.


Yo no tengo tiempo para esto (comer bien/hacer ejercicio): Yo tampoco! Yo hago el tiempo. Es decir, nadie tiene tiempo ni para cocinar miles de comidas distintas ni para pasar cuatro horas en el gimnasio. Por eso tu plan tiene que estar adecuado a tus metas, necesidades y realidades. Pero a todos nos sale trabajo: o pararnos más temprano, o acostarnos más tarde. O dejar de ir a la fiesta de los amigos, no ver Greys Anathomy, no meterse tanto en Facebook. La organización la tienes que poner tu y ahí es cuando vas a poder sacar tiempo.

Foto http://img0.joyreactor.com/pics/post/funny-pictures-dirty-secrets-auto-X-everywhere-389512.jpeg

lunes, 16 de febrero de 2015

Fitness y desórdenes alimenticios


Yo no soy una de esas personas que dicen tener la verdad en la mano y odio los comentarios "eso no es así" que veo en las redes sociales. Es decir, creo que es buenísimo que la gente tenga su espacio para dar su opinión pero yo respeto el punto de vista de cada quien, y por tanto, espero que se respete el mío.

Y en esa nota, vuelvo como perro arrepentido con este mensaje: Notelocomas NO es un blog pro anorexia ni pro bulimia. Yo entiendo que esto es una enfermedad, que no se trata con sólo ánimos ni una visita a casa de la abuela para que se sienta bien. No. Es algo más profundo, mucho más profundo. Y así como siento que la obesidad puede hacer daño, siento que mucho más daño hacen estas enfermedades.

Y si, es una enfermedad, pero veo con terror como muchas páginas de otras chicas, que algunas usan como escape, otras la usan como centro de reunión pero no para el apoyo positivo, sino para el negativo, para caer más en ese rabitt hole que muchos les cuesta tanto salir.

Lo otro que veo con terror es que muchas chicas en recuperación de estos Desórdenes Alimenticios (si, en mayúsculas con la propiedad que se merecen) se sienten seguras de haber dejado una enfermedad para caer en el fitness como una obsesión. Una persona con un estilo de vida restrictivo pasa por muchos procesos para empezar a comer sin miedo. Y el volver a contar la comida, a pensar cuántas calorías quemaron con tal ejercicio, a pensar que tienen "una escapada" de comida a la semana, bajo mi punto de vista, no les puede hacer bien.

Si tu estas en ese caso, pues debes sopesar bien tus acciones. Quizás tienes un Desorden Alimenticio y es momento de buscar ayuda, quizás sientes que lo superaste pero sigues obsesionándote. Se que es muy fuerte, muy pesado y muy doloroso salir de ese túnel que parece no tener salida. Pero se puede. Que aquí vayas a encontrar las respuestas? No sé. No lo creo. Por más que soy empática con su dolor, no he estado ahí. Y no quiero que mi mensaje se entienda como una ayuda profesional cuando no tengo las herramientas.

En este link vas a encontrar un directorio de direcciones, correos y consultorios donde puedes empezar a ver. El primer paso es duro, pero es lo que se necesita en muchos casos para una vida mejor.

También en la página Todofitness encontré un articulo bien interesante sobre fitness y anorexia y sobre todo, un test que debes hacer con sinceridad y puede darte luces sobre tu condición:

¿ESTAS TU EN RIESGO?
Estas preguntas forman parte de una prueba utilizada en la mayor parte de los estudios científicos destinados a averiguar si alguien tiene un problema alimenticio. Para responder a estas cuestiones usad siempre las palabras "siempre", "a menudo", "algunas veces" o "nunca".
1) Preparo la comida para otros pero no como lo que hago.
2) Me siento ansioso antes de comer.
3) Me preocupa mucho la comida.
4) Recorto mi comida en piezas pequeñas.
5) Me siento extremadamente culpable después de comer.
6) Entreno de forma agotadora para consumir calorías.
7) Me peso varias veces al día
8) Me despierto muy pronto por las mañanas
9) Como siempre lo mismo.
10) Otras personas piensan que estoy muy delgado/a.
11) Tardo más que el promedio en comer.
12) Sufro de estreñimiento
13) Tengo el impulso de vomitar después de comer.
14) Tomo laxantes.
15) Siento que los alimentos controlan mi vida.

Cada respuesta:
"siempre" 3 puntos
"a menudo" 2 puntos
"alguna vez" 1 punto
"nunca" cero punto

Si tu puntuación es de 30 o más, puede que sufras de una enfermedad de la nutrición, deberías consultar a tu médico.

Foto 
http://i2.esmas.com/2012/02/24/340300/test-tienes-desorden-alimenticio-300x150.jpg


viernes, 13 de febrero de 2015

Viernes de Aroma: Papas y Vegetales al Horno:


He puesto muchos desayunos y galletas estos días, y la verdad es que aunque yo podría comer desayuno 24/7, de vez en cuando uno debe comerse un pollito, una ensaladita, una cosa no?

Bueno, otra vez busqué la ayuda de mi linda Isabela Isern y su blog Pan Comido, porque ví esta receta que es como perfect para una comidita sabrosa para acompañar un pollito o una carne sabrosa:  Papas y Vegetales al Horno:

Cuando me gusta mucho algo, me obsesiono… Y con esta receta creo que me obsesionaré porque es demasiado fácil y sabrosisisisima. Creo que la haré todos los días :)
Ingredientes:
-Papas o Batatas
-Vegetales
-Ajo
-Vinagre Balsámico
-Aceite de Oliva
-Otro aliño de tu preferencia (Comino/ Orégano/ Ajo en polvo)
-Sal y Pimienta

Preparación:
Pela y corta las papas del tamaño que prefieras y ponlas en un gran recipiente.
Lava y corta todos los vegetales que te provoquen y ponlos junto con las papas.
Aliña todo con ajo cortadito, aceite de oliva, vinagre balsámico, el aliño de tu preferencia, sal y pimienta.
Todo eso al horno por 20 minutos y LISTO! Sirve como acompañante para cualquier comida :)
-


Feliz fin de semana!

jueves, 12 de febrero de 2015

The Biggest Loser



La verdad es que yo he sido fan de The Biggest Loser desde el momento en que empecé a verlo. Pero como todos los amores en la vida, mi percepción sobre el show ha ido variando, y variando mucho. Porque si bien al principio me parecía súper inspiraciones lo que hacían todos los competidores, luego empecé a verle sólo la parte competitiva (que no es de mi agrado, yo nací sin ese gen) y mientras más me metía en la parte de lo que es el entrenamiento como tal, me parecían más extremos los resultados y al mismo tiempo, más peligrosos. Pero la verdad es que cada vez que tengo la oportunidad lo veo porque para mí se volvió una novela, es decir, puro entretenimiento.

Y qué es lo que pasa? Que mientras sigue creciendo más, los jugadores se vuelven más grandes, los retos más locos, las intrigas más locas y los entrenadores más malucos, más personas empezaron a vele las costuras, y sobretodo más personas en el mundo del fitness empezó a catalogar el programa como un NO NO.
Justamente en la página T-Nation reseñaron muy bien por qué este show les parece a muchos entrenadores les parece este show lo más cercano a un show de científico loco de ciencia ficción pero más peligroso, porque los experimentos son en humanos y sin utilería.

El ejercicio tiene que ser terriblemente agotador para que haga efecto: Básicamente en el show lo que vemos es a gente haciendo ejercicio a morir. De hecho, nadie anda contento. La gente vomita, maldice, se desmaya, llora. Si hay alguien a media máquina los miran con ojos puyuos porque "no le está poniendo lo suficiente". Y el problema es que como espectadores somos todo o nada. Es decir, no vemos los tras bastidores, no vemos el medio esfuerzo, vemos sólo la muerte y destrucción. Y nadie, ni siquiera los marines tienen entrenamientos donde pasan 12 horas trabajando al 95 por ciento de su capacidad cardiaca (y miren que a esos muchachos le sacan la chicha). El ejercitar de esa manera, no es sólo poco sano, es insostenible y no crea ningún tipo de hábito. Sólo miedo.


La balanza es la que lleva la batuta: Ok, es un show de gente con sobrepeso que lo que quiere es perde esas libras que tienen de más. Y todo, las recompensas, triunfos y batallas perdidas giran en torno a cuántas libras se pierden al final de la semana y de hecho, gana quien más libras pierda en total. Y claro que pasar de 150 Kg a 100 es un gran avance, pero aquí no se hace una medición de grasa corporal o músculos ganados. Y la verdad es que tu te puedes ver súper delgado. Y el peso en si puede variar hasta por la cantidad de agua que tomes o dejes de tomar en el día. Y cuando vemos en el show a toda esa gente perdiendo hasta 4 kilos semanales y además sintiéndose mal porque perdieron muy poco, el mensaje es ese: "fíjense en los números de la balanza que ahí está la clave del éxito". Seguimos dándole ideas diabólicas a las personas de perder peso, no de estar más sanos y más fuertes.

Tienes que hacer horas interminables de cardio-tortura para perder peso: Miren yo sí creo que una buena sesión de cardio es buenísima como comer pescado y chuparse los dedos. Que sea la base de todo programa de pérdida de peso? No. Porque justamente no se le da un "cariñito" a trabajar en lo que realmente te puede ayudar a perder peso de manera más efectiva, el músculo. Porque es él quien puede acelerar una quema de grasas sostenida en el día, no sólo durante el ejercicio. Además que, sin ánimo de ser mala, pero esas personas con todo ese sobrepeso, trotando, pegando brincos, no wonder porque terminan con esas rodillas y tobillos un poco "malucas". Y la verdad es que trabajar un poco en tu musculación es lo que te hace más fuerte y menos propenso a lesiones (Claro, cuando trabajas de la manera correcta)


La única manera de perder peso es quitándote todas las tentaciones: Esto me da un poco de rabia, porque si, entiendo que la realidad es dura. Es dura para todos, para los que están fuera de forma y los que están en forma también. Porque la vida está llena de distracciones y responsabilidades. Y todos tenemos que hacer un esfuerzo extra para poder conseguir nuestras metas, sean ponernos en forma, perder uno o un montón de kilos. Y lo que vemos en The Biggest Loser son condiciones no normales, nadie puede extraerse de su vida por meses a comer una dieta controlada y hacer ejercicio por horas interminables. Y pasa lo que pasa, llega la realidad. Cuando los mandan a su casa, tienen que enfrentare a la vida normal y a seguir con sus "hábitos". Y Dios, están los que dicen que "no lo lograrían si no están en The Biggest Loser". Pero es así? Ese es el mensaje? La única manera de estar sano y en tu peso es tomando esas medidas extremas? La respuesta, pues claro que es No. Es dificil en la vida real? Claro, pero la vida real es así, sin cámaras ni edición. Eres tu tratando de alcanzar tus metas.



Ojo si quieren ver el show por su parte inspiracional pues es buenísima. También porque demuestra la realidad de la obesidad: trae condiciones, enfermedades y dolencias que nadie debe sufrir. También se pueden aprender cosas buenas, como estas hermanas que hace tiempo ganaron y compartieron lo que aprendieron en el show. Pero si lo quieres de verdad, no necesitas ni tanta sufridera, gritadera, llanto, luces ni cámaras. Lo que necesitas es la acción.



Fotos
http://4.bp.blogspot.com/_NoKHO38EAJM/TOqSs9Pc6SI/AAAAAAAAAwQ/utVbkJCDR3I/s1600/jillian%2Bmichaels.jpg
http://www.examiner.com/images/blog/replicate/EXID660/images/BL9MikeWeighinWin.jpg
http://i1.cdnds.net/13/03/618x359/realitytv-biggest-loser-s14-e03-7.jpg
https://panekroom.files.wordpress.com/2010/10/tvrun.jpg
http://www.iamnotastalker.com/wp-content/uploads/2009/05/img_6465-800.jpg

miércoles, 11 de febrero de 2015

Plan Crazy in Love!

Porque se puede ser una chica fit y tener estilo, ahora No te lo comas también está en Personaling, tu personal shopper online para España y Venezuela! Y cómo se acerca el día de los enamorados, aquí les dejo una guía para que se sientan fit y Crazy in love!


Se acerca el día de los enamorados, y a pesar de que esto es sinónimo de chocolates y cenas románticas, también tenemos que preocuparnos por vernos bien durante la celebración (y también para más tarde, si se da el caso).

El hecho es que sabemos que no hay cambios inmediatos y que si este año no empezaste con el ánimo de darlo todo en el gimnasio y comer más limpio que un monje tibetano, es difícil que rebajemos tallas y marquemos abdominales de un día para otro. Pero sí hay algunas técnicas que te pueden ayudar a que te veas y, sobre todo, te sientas de 1000 puntos para celebrar el amor, y los carnavales, y la Semana Santa y lo que venga también.
Vamos a empezar por lo primero: la alimentación. Yo no soy amiga de las dietas tipo Miss, un pedacito de atún, lechuga y piña el día que te portes bien. Creo fielmente que debes comer para poder perder. Claro, como estamos hablando de un plan de emergencia, debes hacer menos concesiones de las que harías en un plan de alimentación normal. ¿Mi recomendación? Comer alimentos que eviten la inflamación y te aporten energía:
vegetales hervidos
Come vegetales hervidos: Los crudos son divinos pero los vegetales hervidos ocupan menos espacio en tu barriga. Media taza de zanahoria hervida tiene la misma capacidad nutritiva que una taza, pero ocupa menos espacio en tu tracto digestivo, eso hace que no te sientas tan hinchada.
Stevia
Cuidado con los edulcorantes y el chicle: Sorbitol, xylitol y mannitol son azúcares alcoholes que encontramos en las sodas y dulces “sin azúcar” pero que pueden causar hinchazón también. Prueba mejor stevia o sucralosa y aléjate de los refrescos dietéticos. Ah y a pesar que mascar chicle puede reducir tu ansiedad, también puede llenarte de gases, y es justo lo que debes evitar para tener tu barriguita más plana.
shutterstock_145995923
Come menos carbohidratos: Aquí no digo que los quites, pero sí que manejes mejor sus cantidades. Es decir, no tienes que comerte cuatro platos de pasta al día. Lo ideal es comer una porción en tus comidas principales y por supuesto, alejarte completamente de los refinados, es decir, harinas blancas y azúcares agregados. Y por eso es tan importante que comas vegetales que te den saciedad.
shutterstock_193176989
No te olvides de la proteína: Además de ayudarte a sentirte satisfecha por más tiempo, la proteína ayuda a mantener el azúcar en la sangre estable y esto hace que no ataques los dulces a mitad del día. Además, es fundamental para la formación del músculo, que es lo que realmente nos hace ver más fit y en forma.
shutterstock_128628800
Ten a la mano unos snack saludables: ¿Mueres de hambre a mitad mañana? Come una manzana y un puñado de maní o almendras (sin sal). Puros nutrientes que te ayudarán a llegar tranquilamente a medio día.
shutterstock_110676530
Toma mucha agua: Siempre retenemos un poco de líquido. Sea por la sal, la comida procesada, porque somos mujeres, etc. Y la verdad es que la hinchazón se pelea con más agua. Mientras más agua tomes, más agua eliminará tu cuerpo. Esto te ayudará a sentirte más energética, tus riñones limpiarán mejor y tu hígado también hará su trabajo de manera más eficiente.
Claro, ahora tenemos que hablar del ejercicio (de eso no te ibas a escapar). Porque para tener un cuerpo en forma, también tienes que sudar, al menos por un rato. Y muchas chicas piensan que la solución está en hacer horas de cardio o cuatro clases seguidas de “acondicionamiento muscular”. Y lamentablemente se siguen sintiendo flácidas y con la barriga intacta, pero no plana.
Lo mejor que puedes hacer es realizar ejercicios que muevan todo el cuerpo, para que trabajes tus músculos, tu capacidad cardivascular, quemes grasa y trabajes tu core, es decir, todo tu centro. Puede que toda esta mezcla te suene demasiado fantástica para ser verdad, pero sí se puede. Lo ideal es dividir tu semana en 6 sesiones de ejercicios, de la siguiente manera:
shutterstock_10621357
Tres días haces circuitos metabólicos, donde trabajes tus músculos y tu capacidad cardiovascular. Son ejercicios donde haces varias repeticiones en poco tiempo y pasas al siguiente ejercicio con un mínimo de pausa. Esto es lo mejor porque puedes hacer mucho en poco tiempo. Lo bueno es que estas rutinas, las puedes hacer con pesas o con tu propio peso corporal, si eres una chica que entrena en casa.
Tres días más haces ejercicios cardiovasculares como el HIIT, donde quemas más grasa no sólo durante tu sesión de ejercicios sino una vez realizada (Jackpot!)
El mismo día que haces cardio, haces tus ejercicios abdominales con ejercicios como planks, y russian twists que parecen inocentes pero, a los pocos segundos de hacerlos, verás que no lo son tanto.
Como te dije en un principio, no es una dieta para bajar una talla en tres días, ni ninguna receta mágica, pero sí te recomiendo cambios que puedes incluir en tu alimentación, yprogramas de ejercicios para que te veas y te sientas de lo mejor. Además, quien se ve sexy no es sólo por sus curvas, sino porque lleva sus curvas con seguridad y alegría. Y te aseguro que un poquito de este plan, te subirá las endorfinas y te hará sentir más sexy que Beyoncé.Bueno, sin los millones ni los bailarines de fondo, pero tú me entiendes.

lunes, 9 de febrero de 2015

Escucha tu cuerpo al comer


El jueves pasado les escribí un poco sobre esa diferenciación que tenemos que hacer cuando buscamos comida. Que pensemos bien antes de comer cuando lo hacemos por fastidio, identifiquemos qué nos dispara a comer y a visitar la nevera cada tanto en tanto a ver que hay.

Bueno, en esa nota, me leí este artículo en Women´s Health que habla sobre "cómo parar de comer cuando estamos full". Porque eso va de la mano, el comer por fastidio, cuando no tenemos hambre, es como enjuagar un jean ya mojado. Es meterle más comida a una barriguita que está full, pero que carrizo pensamos que siempre hay espacio. 

Estas técnicas son llamadas también mindful eating o alimentación intuitiva dónde vas comiendo por las señales que de verdad te da tu cuerpo. No es quitarle nutrientes a tu dieta, porque no es una dieta, es aprender las conductas alrededor del acto de comer, no lo que comemos en sí. Y para que entiendan les pongo estos ejemplos:

Baja tus cubiertos entre mordiscos: No es la técnica que algunos hablan de masticar 500mil veces un alimento antes de tragarlo. Peor es darte tiempo de comer bien lo que tienes en la boca, saborearlo antes de comer el próximo bocado. Porque comemos de forma automática y la verdad es que no hemos tragado cuando ya estamos empujándonos el próximo cucharón de comida. Hacer esa pausa entre bocados te hará comer más lento y te ayudará a leer mejor las señales de tu cuerpo. Es más fácil entender cuando tu cuerpo te dice "ya estoy bien" y dejar de comer.

Corta tus porciones por la mitad: Yo soy súper pro esto sobre todo para las personas que comen en la calle. Y de hecho yo la he aplicado. Porque muchas veces cuando vamos a un restaurante pedimos, digamos una pechuga de pollo. Finísimo. Pero esa pechuga son como dos! Y si la tienes en el plato, te la comes. Quizás debe ser mi mentalidad modo ahorro pero de verdad que uno se la come. Si la picas por la mitad, te comerás tu ración y puedes pedir el resto para que te lo lleves (sin ninguna vergüenza, la economía está apretada para todos)

Saborea ese primer bocado: Yo digo esto y se me hace agua la boca. PEro saben ese primer bocado de cualquier cosa? Puede ir desde el brócoli horneado, una cerveza a un pedazo de chocolate. Piensen en eso y disfrútenlo. Ahora mantengan ese pensamiento cuando van a comer. Disfruten ese pedazo, con calma. Y como les dije en el primer punto, disfruten el segundo y el tercero también. Comer no es llenarse la barriga solamente, es también llenarse de sabor.


Concéntrate en tu comida: Yo hago lo contrario, lo reconozco, y sé que como más rápido porque estoy viendo la TV, en vez de dedicarme a disfrutar la comida que tienes al frente. Si te haces consciente de lo que comes, de lo que tienes en tu plato comerás y disfrutarás sin la necesidad de comer hasta reventarte. A muchas personas le pasa ahora con el teléfono, el tablet, lo que sea. Si quieren distraerse con alguien, pues inviten a una persona a almorzar. Pero si no, distráiganse con su comida, ella se merece el protagonismo también.

viernes, 6 de febrero de 2015

Viernes de aroma: Muffins de chocolate (y coco)



Yo no soy muy exótica con las harinas, es decir, o es harina integral que a mi esposo no le gusta o uso harina de avena. Y todo lo demás que me como (porque no lo duden, lo como) que sea con harina refinada, lo hace otra persona. Y sé que en el mercado hay mil y una harina modernísima de avena, merey, hoja de plátano, you name it. Yo me voy por lo simple (again, harina integral o harina de avena)

Pero la verdad es que el otro día hice unas galletitas choco coco que me quedaron de lujo usando coco rallado. Así que vi esta receta en el blog de Flavia Del Monte y dije, lets do this!

Muffins de chocolate (y coco)
1/2 taza de harina de coco
1/2 taza de cacao en polvo
1/2 de polvo para hornear
Un chin de sal (ella usa sal azteca pero vaya usted a saber que es eso)
8 huevos a temperatura normal (Es decir, no de la nevera)
1/2 taza de aceite de coco
1/2 taza de miel
1/4 de taza de pedazos de chocolate oscuro

Instrucciones
-Precalienta el horno a 350 F
-Mezcla los ingredientes secos
-Abre los huevos y bátelos con el aceite de coco y la miel
-Mezcla las dos partes (las húmedas con los secos) y ponle los pedazos de chocolate
-Llena los recipientes de muffins
-Hornea por 17 a 20 minutos

Listo el pollo! Mejor dicho, los muffins!


Feliz fin de semana!

jueves, 5 de febrero de 2015

Como pelear con el "hambre por aburrimiento"


Unas de las cosas que más veo que me preguntan es cómo controlar la ansiedad. Y es que muchos relacionan las ganas de comer eternas que nos dan a pesar de tener una dieta saludable. Y le decimos ansiedad porque no sabemos qué nombre ponerle. Yo opino que la ansiedad no se ataca con comida (y ojo que yo soy de las que come todo el día por "ansiosa") sino que tenemos que atacar la razón que está detrás de la ansiedad, que puede ser tristeza, depresión, angustia, malas relaciones y pare usted de contar.Y muchas otras veces comemos por una razón mas simple: estamos fastidiadas.

Y como dice Lizzie Fuhr en PopsugarFitness, diferenciar entre hambre real y fastidio puede ser todo un problema. Pero si eres de los que cada cierto tiempo va a visitar la nevera para ver si hay algo que puede calmar tus ansias, lee esto:

Tienes que estar al tanto de tus hábitos y reconocerlos. Es decir, muchas veces esa comedera sin razón sabemos que la hacemos sin tener hambre y lo hacemos por ciertas cosas (Como la ansiedad que les dije arriba o a ciertas horas o algunos días de la semana.  A mí me da mucha "hambre de fastidio" los domingos, cuando normalmente estoy relajada y sin nada que hacer. Como todo el día. Los días de semana, a pesar que trabajo en la casa, no ando "picoteando" en la cocina. Porque estoy súper ocupada. Pero el reconocer que el fastidio o la falta de actividad de ciertos días es lo que me impulsa a comer, es un avance.

Cuidado con la TV: Bueno, la TV es divertida pero, como está unida a momentos de ocio, puede llevarte a tomar decisiones no tan buenas. Primero, porque está la parte de la relajación, de "no estoy haciendo nada" y si no te estás concentrando en una serie o película, adiós luz que te apagaste y empiezan los paseos a la cocina o peor aún si te llevas al sofá cotufas, chips o cualquier cosa para "monchar". Y si a esto le sumas los shows de cocina que están ahora literalmente en todas partes (si, hasta en MTV), perdiste la batalla. Qué hacer entonces? Pues replantéate tu tiempo de TV. Puede ser justo el momento para hacer ejercicio, o ve TV al rededor de ciertas horas, digamos después de comer. Agarra un vaso GRANDE de agua y tenlo cerca y cada vez que tengas la tentación e ir a comer, toma un poco.



Y hablando del agua: Ese hambre sin sentido pero que sientes real puede ser deshidratación real. Es decir, tu cuerpo diciéndote que debes tomar líquido. Toma un vaso de agua o dos. Espera unos 20 minutos (que si, pueden ser larguísimos) y verás si de verdad tienes hambre o era puro fastidio.

Fotos 
http://www.healthybalancefitness.com.au/wp/wp-content/uploads/2010/11/funny-bored-eat-food-comic.gif
http://cstrips.bitstrips.com/VC2F7_1XFG.png
https://s-media-cache-ak0.pinimg.com/236x/25/b9/a6/25b9a6f5000ec3b9c4f640bc293cda3d.jpg

martes, 3 de febrero de 2015

Dietas locas II


Yo ya he escrito de esto pero qué puedo hacer si la gente está loca como una cabra? Yo sé que perder peso es fastidiosísimo, sobretodo porque tenemos conceptos terribles al rededor de este proceso. Si, es lento, pero maluco no tiene que ser.

Pero al igual que queremos respuestas inmediatas por el whatsapp, twitter, facebook, email, teléfono y un montón de cosas que hacemos día a día por las que no estamos dispuestos a esperar (adiós paciencia), perder peso entra en ese grupo. Y por eso, más de uno busca la dieta más loca que vea por ahí que le prometa resultados ya mismito.

En Shape.com pusieron algunas de estas dietas locas y las comparto con ustedes, porque son locas y divertidas y a mí me encanta una novela. Porque sí, esto se vuelve una novela, sufrimiento, llanto y venganza (y en algunos casos, arrepentimiento y todo)

La dieta Nazi: Esta sólo de nombre me dio risa pero porque cuando yo ando muy seria con mi alimentación digo que ando Nazi y como ando casada con un alemán, siento que tengo licencia para poder echar broma con eso. Pero de verdad que ni el nazismo ni esta dieta tienen nada de cómico. Cuando las tropas alemanas llegaron a Leningrado durante 900 días en la segunda Guerra Mundial, al menos 670000 rusos murieron de hambre. Y mientas la gente recuerda lo terrible de esta devastación y depravación humana, un personaje llamado Alex Siry dice que hay que verlo por el lado positivo: esa gente perdió muchos kilos (!). Para honrar a las víctimas y perder peso en el 2015, este "gurú" de las dietas está diciéndole a las rusos que coman 400gr de pan y 100gr de vodka por día (Salud!). Por supuesto que tanto historiadores, personas normales, expertos en salud y rusos en general están OFENDIDOS por estas ideas de este Sr Siry porque no es sólo mala para la salud sino que ofende a muchas personas cuyos familiares vivieron estas atrocidades.

La dieta del repollo: Si bien los vegetales son buenísimos en todo régimen alimenticio, si tu dieta es sólo (SÓLO) sopa de un vegetal, sea repollo, lechuga o lo que sea) obviamente te estarás privando de varios nutrientes. Si bien el repollo es alto en fibra, le faltan muchos nutrientes (carbohidratos complejos almidonados, proteína y grasas saludables) y es la típica dieta que perderás peso mientras estás tomando la sopa (por deshidratación más que otra cosa) y lo ganarás igualito cuando termines.

La dieta de la lombriz: Esta es gross, pero gross malísima. Una cosa es que hablemos de las bacterias saludables que todos tenemos en nuestros intestinos y luego es este joya. La idea de la dieta es tomarte unas cápsulas que tienen los huevos de la lombriz Taenia Saginata. Esto lo hacían las mujeres en 1800 para poder meterse en sus corsés comodísimos y unas expectativas de vida grandísimas. Las personas que se apuntan  a esta dieta pretenden que la lombriz se coma todo lo que ellas traguen, y esto incluye todos los nutrientes necesarios para la vida poniéndote en real riesgo médico.


La dieta del cigarro: En 1925 Lucky Strike lanzó un anuncio aupando a las mujeres a fumar para lograr la pérdida de peso, fumando un cigarrito en vez de comer dulce (sanísimo). Ok, vas a perder peso  y la salud en general. No hay mucho más que decir.

La dieta de la galleta: Normalmente uno no relaciona dieta con galletas pero  en 1970, el doctor Sanford Siegal hizo una galletita que tenía aminoácidos que supuestamente podían ayudar a la gente a perder peso. La idea era comerte 6 galletitas de estas mágicas y una cena de 300 calorías. La gente perdía peso, pero no porque las galletas fueran mágicas sino porque la dieta en general consistía en 800 calorías cuando lo mínimo que una persona promedio debería ingerir en el día son 1500 calorías (y esta es una dieta bajita en calorías, échenle)






Fotos
http://dietsinreview.s3.amazonaws.com/diet_column/wp-content/uploads/2010/07/luckys_1930s-204x300.jpg
http://scallywagandvagabond.com/wp-content/uploads/2015/01/s113.jpg
http://netdna.walyou.netdna-cdn.com/wp-content/uploads//2013/12/Tapeworm-diet-e1388336626475.jpg
http://www.fatnutritionist.com/index.php/diet-pop-culture-lucky-strike/
http://i.huffpost.com/gen/1290089/thumbs/o-EATING-A-COOKIE-570.jpg?1

http://www.weightlossforall.com/wp-content/uploads/2010/11/cabbage.jpg

lunes, 2 de febrero de 2015

This girl can


Esto lo puse en el IG hace un tiempo, pero como ayer en el Super Bowl cantó Missy Elliot y un gentío tiene esta canción en la cabeza hoy, les reposteó el cuento. Además, así bailan un poquito y sudan ese bojote de líquido retenido despues de las pizzas y birras que se comieron y tomaron ayer (porque es verdad, fue así!)

Háganse el favorcito de ir a Youtube y buscar un video que se llama THIS GIRL CAN. Es parte de una campaña de Sport England (una organización sin fines de lucro que ayuda a crear hábitos de ejercicio) y el video está diseñado para inspirar a las chicas a ser activas. Nada de cuerpos retocados, maquillaje, dieta del pedacito de atún en ayunas a las 10 de la noche ni detox de agua con esencia de olor a limón. TODO TIPO de chicas, con celulitis, rollitos, carne pero más felices que muchachito en juguetería.


Me encanta el mensaje tan distinto a "miren mis abs no he comido hace seis días pero digo que si pa que se lo crean" o "en 2 semanas vas a tener el cuerpo que siempre has soñado" #nientusueños

Hay que disfrutar ser activas, moverse,
sudar y echar un pie cuando se puede!