lunes, 26 de mayo de 2014

Acaba con las "Dietas YoYo"




Hacer dieta para muchas personas es un ciclo que no termina, empiezas con mucho ánimo, pero a mitad del camino, algo pasa. La balanza se empieza a quedar paralizada, dejas de ver resultados, te sientes con hambre y mal humor. Encuentras un dulce y empiezas a comer como si no hubiese un mañana. Mandas todo al carrizo hasta que se acerca esa fecha, ese evento o te pruebas el pantalón te vuelve a quedar apretado. Y el ciclo empieza otra vez. Te pones a hacer dieta, las cosas se ponen difíciles, mandas todo al carrizo, etc.

Y por eso se llaman dietas yoyo, por que empiezas y vuelves a caer, empiezas y vuelves a caer. No hacemos hábitos, sólo sufrimos.

Estas ideas te ayudarán a salir del pensamiento "dieta yoyo" (y tortura) y meterte más en la "vida fitness" (y gozartelo).

Se tu fan: Felicítate cuando las cosas te estén saliendo bien. Date una palmada en el hombro por lo que has logrado, así sea un sólo día en que comiste bien e hiciste ejercicio. No tienes que esperar a perder los 10 kg que quieres perder para decirte que lo estás haciendo bien.
Todo es un proceso: Que no hay cambios inmediatos, que habrá días buenos y días malísimos (sorry pero es así). Esto te ayudará a pensar en el "gran picture" y no sólo en detallitos que son los que nos hacen perder la paciencia.
Recuerda el efecto acumulativo: Si no entrenaste un día porque de verdad que no pudiste, no vas a morir, no van a volver todos los kilos de más. El fitness es un proceso acumulativo de muchas cosas, del ejercicio que hiciste "en una semana" de lo bien que comiste durante muchos días seguidos. No lo que dejaste de hacer en una hora específica.
Crea tu plan b: Como te dije, esto es un proceso y en ese proceso entran muchas variables que tu no vas a poder controlar. Horarios que pueden cambiar, trafico, reuniones, etc. Si no tienes un plancito b, digamos una rutina de ejercicio para hacer en tu casa "just in case", una barrita de proteína escondida en tu bolso, es más fácil que la vida se lleve por delante todos tus ánimos de apegarte a tu plan de fitness.
Busca apoyo e inspiración: En las redes sociales eso es lo que sobra! Y puedes hacer buen uso de ellas leyendo sobre casos exitosos, personas que superaron dificultades, ideas de recetas, de ejercicios, de todo. Está en ti como ir tomando esa información positiva sin que se vuelva avasallante en tu mente.



Foto tomada de http://www.mymedicalaid.za.org/
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario