jueves, 6 de marzo de 2014

Esa grasita que no se va



La grasita en la barriga es una cosa que acompaña a más de uno. Hasta el más fit del mundo tiene que admitir que en algún momento, su panza se vio más inflamada (porque si, el fitness no es una cosa estática, tu condición física y grasa corporal puede variar durante el tiempo). Y la mayoría de nosotros nos preocupamos por esa almohadita, que en algunos casos parece un almohadón, que se nos hace en el vientre.

Así que si estas en el grupo de los "preocupados por su pancita",  sobre todo los que sienten que "no les falta nada" para tener su abdomen bien plano,  aquí les dejo unos tips para que ayudes a eliminarla.
Cambia la dieta: Si llevas comiendo mucho tiempo los mismos alimentos, y esa barriga "sigue ahí, igualita", pues, es hora de cambiar la dieta! Esta matemática tampoco es tan sencilla como "tantos gramos, menos estos tantos". Porque cada cuerpo es distinto. Lo que te puedo recomendar es eliminar los carbohidratos refinados, remplazarlos por carbohidratos naturales e integrales y eliminar el consumo de azúcar agregado.
Trabaja en tu "core" no en los abdominales: Esa es una noción como de principios de siglo, o cuentos como que Britney Spears tenía un abdomen de hierro porque hacia 1500 abdominales diarios. La verdad es que hay que trabajar no sólo en los músculos abdominales, sino en todo tu "core" o centro. Esto implica los abdominales oblicuos y la parte inferior de la espalda. Ejercicios tipo los que se hacen en pilates, yoga, parada de manos, en serio. Como cerecita en el helado, trabajar estos músculos mejorará tu postura, y buena postura, menos barriga.
Suda: Si bien siempre les hablo de lo importantísimo de las pesas, cuando estamos tratando de perder esa grasa abdominal, el cardio también hace su parte. Para perder grasa tu necesitas convencer a tu cuerpo que necesitas comida, y como no la tiene a mano, el responderá atacando los depósitos de grasa. Cualquier ejercicio cardiovascular hecho a una cadencia real (es decir, nada de ejercicios tipo de viejita) aumentará tu ritmo cardiaco, mejorará tu capacidad cardiovascular y quemará calorías.
Fíjate en los pequeños detalles: Puede que sientas que tu dieta es todo un éxito. De revista pues. Pero la mayoría de nosotros no somos un reloj suizo. Nos servimos "un poquito más", utilizamos el "ojo por ciento", somos más generosos con las porciones. Si andas en la lucha contra ese último rollito, pues es hora de apretar las cosas.


Con info de http://www.mensmagazine.com/10-easy-ways-for-shedding-belly-fat/
Foto tomada de http://www.austinlipo.com/
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario