miércoles, 22 de enero de 2014

Ahora, el ejercicio...




Ok, entonces ayer hablamos de alimentación, como uno de los pilares de un estilo de vida saludable, o mejor dicho, un estilo de vida muy #notelocomas.

Hoy tenemos que hablar de ejercicio. Si bien lo he dicho y lo repito, no se suda una mala dieta y el focus para perder peso, estar sano/estar fit tiene que estar en tu alimentación, el ejercicio es parte fundamental de la vida de cualquier ser humano. Y les puede sonar así como "aja, si". Pero es verdad.

El ejercicio no es sólo la herramienta para ponernos en forma, para apretar las carnes cuando se acercan las vacaciones del verano o para que entre ese pantalón o vestido antes de la reunión de graduados del colegio de 1996. El ejercicio es una herramienta que debemos usar para mantener tanto nuestro sistema cardiovascular a tono, como nuestro sistema óseo y muscular. Y esto se logra con ejercicio cadiovascular (para tu corazón) y de resistencia (para tus músculos y huesos)

Ok, eso suena a mucho esfuerzo dirán ustedes. Y es que si, por años hemos visto el ejercicio como una receta tan maluca como el aceite de bacalao. Ahora recién que se ha puesto de moda correr o hacer yoga, la gente como que empieza a verle la cara linda. Pero el ejercicio no es una obligación más. El ejercicio, aunque no lo crean, realmente te hace sentir bien por dentro, porque con el liberas endorfinas, que son básicamente, la droga natural para sentirnos bien.

Y si ya captaste que en realidad tienes que hacer ejercicio para tu bien, empieza lo bueno. Las excusas. Porque la verdad es que ellas fueron inventadas no para entregar tarde un trabajo, ni para excusarte porque no llegaste a una reunión  a tiempo, yo creo que las excusas fueron creadas para evitar el ejercicio. Y es que si buscamos, todos tenemos una. Pero lamentablemente, quejarnos no quema calorías, así que a todos nos toca es pararnos y movernos. Y si el tiempo es una de tus principales trabas para el ejercicio, aquí puedes leer cómo armar tu propio horario de ejercicio.

Ok, ya superada esa parte, volvamos a lo principal, qué ejercicio hacer, y como ya les dije, lo que deben es separar sus ejercicios en cardiovasculares y de resistencia.

Cardiovasculares es todo aquello que los ponga a sudar y les acelere el corazón. Es básicamente cualquier ejercicio que incremente el trabajo del corazón y los pulmones. Que puede ir desde subir escaleras, caminar, trotar, bailar, nadar, usar la elíptica, clases de boxeo patada, o sólo de patada, perseguir al perro o a los niños por la casa. El American College of Sports Medicine recomienda acumular al menos media hora de ejercicio durante la semana, para tener una salud óptima. Y para mejorar la capacidad aeróbica debes hacer de 20 a 60 minutos de actividad cardiovascular de 3 a 5 días a la semana.

Y la resisrencia? Aquí entra todo un tipo de cuentos, porque con referencia al musculo, lo que sobran son mitos. Pero la verdad es que el músculo es esencial para quemar grasa, para mantener tus huesos sanos y por supuesto, para que la ropa te quede como debe ser. Yo recomiendo hacer al menos tres veces ejercicio de resistencia en la semana. Y aquí les dejo un buen artículo sobre cómo empezar esta tarea,

Sobre cómo y dónde hacer ejercicios, eso es tu decisión. Y tienes que buscar la versión que más calce en tus necesidades. Ahí tienes que contar tu tiempo, cómo eres (si te gustan los gimnasios o hacer ejercicio en tu casa. qué tipo de ejercicios, por cuánto tiempo. Aquí te doy las bases, tu tienes que hacer el resto.

El compromiso del ejercicio es contigo, tú tienes que hacerlo por ti, y cuando te pongas a ti como prioridad, verás que lo demás llega mucho más fácil.


No hay comentarios:

Publicar un comentario