lunes, 14 de octubre de 2013

Octubre, contra el cáncer de seno

Octubre es el mes de la prevención del Cáncer de Seno. La verdad es que no hay fórmula mágica para prevenirlo, porque hasta la persona más sana del planeta puede sufrirlo. Esta enfermedad no mira edad, ni clase social, ni cuántos amigos tienes en Facebook. Es triste, pero real.  Y de hecho, no es un mal que ataca sólo a las chicas, los hombres también pueden sufrirlo.
Y si bien no sabemos qué hacer para evitarlo completamente,  lo que si podemos hacer es echarle una ayudita a nuestro organismo, porque mientras más sanos estemos, más alejaremos no sólo en cáncer, sino muchos otros padecimientos.

Según el sitio Cancer.org, hay cosas que podemos hacer para reducir el riesgo de sufrir cáncer. Y estos son tan básicos y buenos, que nos ayudarán a mantener una vida más sana  y si todo sale bien, más larga (larga, no ancha!)
Mantener un peso corporal adecuado: Esto es estar en tu peso, no tu peso mental, tu peso ideal. Aplica tanto para arriba como para abajo. Si bien puedes sentirte feliz con tus 10 kilos de sobrepeso, quizás no es lo mejor para tu salud. Tampoco lo es estar por debajo. Y esto lo logras comiendo de la manera correcta. Es decir, carbohidratos naturales e integrales, proteínas magras y grasas saludables.
Mantener el alcohol a raya: No digo volverse abstemio, pero tampoco puedes ser un alambique humano. Y ya saben, si es por la pérdida de peso, el alcohol no funciona. Así que, moderación!
No fumar: Bueno, fumar es malo. No hay mucho que decir. No sólo para el cáncer de seno, para todos los cáncer y un sin fin de enfermedades. Es una decisión personal hacerlo, pero si puedes evitarlo, pues caería de lujo para tu salud.
Realizar actividad física: No hablo que tienes que ser un maestro de crossfit, pero la actividad física te ayuda a mantener tu peso correcto y a mantener tu sistema cardiovascular y óseo muscular a tono. Mas salud, mejor peso, mas felicidad.

Esto no lo dice la las recomendaciones generales de Cancer.org pero para mi, el estar feliz y en paz siempre va a ayudar, no solo a la lucha contra el cáncer, sino contra cualquier enfermedad. Para mi nada come más que el estrés, te debilita, te marchita, te hace daño así no lo veas, pero es un daño que se va acumulando. Por eso es importante que en tu día a día hagas algo que adores. Ten una mascota, lee un poco, habla con alguien que quieras, baila, ríe, chismea, lo que sea. Pero tomate el tiempo entre todas tus responsabilidades de ser un poquito feliz.

Y por supuesto, TOCATE. La prevención está literalmente en nuestras manos, no dejes de hacerte tu auto examen. Si no sabes cómo hacerlo, este sitio te dice el paso a paso. Y recuerda que tienes que chequearte al menos una vez al año con tu doctor.


No hay comentarios:

Publicar un comentario