martes, 6 de agosto de 2013

El cuento de "pierde peso sin esfuerzo"



No hay tal cosa como "pierde peso sin esfuerzo". Sorry, quien crea en eso, anda buscando la salida fácil, la papa pelada, el mínimo trabajo. Si bien echarse los kilos encima parece tan fácil como abrir y cerrar los ojos (díganme que no es fácil comerse unas donas, aja, díganme eso) perder peso no es el mismo proceso. No es des-comerse la dona, es un poco más allá.

Pero si bien no hay receta fácil, tampoco la gente debe ver el proceso de pérdida de peso como una tortura, como una clase de química cuántica. Es más sencillo, pero lleva trabajo, no hay ley del mínimo esfuerzo aquí.

Siempre digo, hay que comer bien y moverse, cierto? Bueno, eso es lo que le parece complicado a la gente y por eso busca esta fórmula mágica donde no se tenga que hacer nada y se pueda llegar al peso deseado sin si quiera pensarlo. Mejor si lo podemos hacer para el fin de semana.

Entonces para desglosar qué es la única fórmula mágica que yo conozco (comer bien y hacer ejercicio) es más o menos así:
Come todos los grupos alimenticios: Carbohidratos integrales y naturales, proteínas magras, grasas saludables. En los carbohidratos también entran las frutas y los vegetales, porque si, ellos son carbohidratos. Como ves, cosas como los refrescos, las golosinas no son parte de los "grupos alimenticios" que yo recomiendo.
Cuida tus porciones: Comer sano no es comerte cuatro platos de avena, Porque la comida sana tiene calorías, igualitas que las calorías de los alimentos que no son tan naturales. Así que ojo con eso.
Haz ejercicio: Sorry, pero 10 minutos de Pilates no es ejercicio. Tampoco caminar de tu puesto de trabajo al baño o al carro. Toda actividad física ayuda pero tienes que hacer actividad para perder peso y crear músculo. Esto es, ejercicio cardiovascular (que no sólo es importante para la pérdida de grasa sino para acondicionar tu sistema cardiovascular, como lo dice su nombre) y ejercicio de resistencia, que es básicamente ejercicio que hacemos con pesas. Puede ser con tu peso corporal o con mancuernas, máquinas en el gimnasio, etc. Esto es fundamental y más para las mujeres, que necesitamos crear masa muscular, ya que nuestras hormonas nos echan la partida para atrás y nos hacen acumular más grasita.

Y claro, como siempre les digo, hay un ingrediente especial que lo tienes tu, que es tu actitud. Es un proceso, no es un abrir y cerrar de ojos y al igual que tienes que trabajar tus músculos, tienes que trabajar tu actitud. Te vas a sentir triste algunos días, otros más animado que presentador de concursos. Pero tienes que entender que poco a poco mientras cambia tu cuerpo, vas a ir cambiando tu mente también.


Vean este link de mi Instagram donde les cuento cómo el levantar pesas y comer bien cambió mi vida, en serio. Esto fue hace siete años y si, a veces engordo, a veces estoy ultra fit. Pero por sobretodo, ahora tengo el conocimiento y para atrás no vuelvo. Ya SE que no hay pastilla mágica. No hay "pierde peso fácilmente". Hay es cambio, de mente, de actitud, y eso se ve reflejado en tu cuerpo. Se los aseguro! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario