martes, 13 de agosto de 2013

A mi esposo también le sale Notelocomas...



En mi casa no aplica mucho eso de "en casa de herrero cuchara de palo", a mi esposito también le sale hacer su reto de vez en cuando... Esta es de cuando llegamos a Chile. A pesar que ya habíamos estado aquí, entre la mudanza de Venezuela, la emoción de la llegada, esa sensación de todo es nuevo, a mi esposo también le pegaron los kilos.

En enero, tal cual el más cliche nos pusimos los dos a hacer mi reto #notelocomas. El siempre es más laxo, y se agarra que si dos días libres, tomó mucha más birra, siempre merienda un pedazo de chocolate negro después del almuerzo (Siempre!) eso de la leche de almendras no es para el at all, hace sólo cinco días de ejercicio, pero su testosterona es un éxito y siempre adelgaza fino.


Además al pobre le dio un lumbago diabólico en febrero y no pudo hacer más ejercicio, pero miren los resultados! Eso se llama comer #noteolocomas, disfrutar el camino y mucho más de los resultados!

No hay comentarios:

Publicar un comentario