martes, 31 de julio de 2012

Tómense un día infantil

O niña, sorry si soné sexista. A lo que realmente me refiero es que deberíamos vivir como los chamos, no hablo de volver a cursar la primaria (aunque a uno que otro no le vendría mal) si no en la manera en que comen y viven los chamos. 

Fíjense si tienen uno cerca, así no sea suyo: Comen todo el tiempo y si las mamás son pilas, aprovechan para darle nutrientes buenos porque total, no es que ellos puedan comprarse algo distinto. Y si es algo que les gusta se comen no uno, sino hasta dos platos. Y muchos parecen un firifiri o Flistrín como el gato de mi mamá. Y su secreto es que se mueven todo el tiempo, tanto los chamos como el Flistrín que es tremendísimo (y flaquito, muy distinto a su primo Fanto).


Los chamos viven corriendo, saltando, no se quedan quietos ni para ver TV. Claro, hay unos más tranquilos que otros, algunos tienden a engordar mas y otros no, pero el secreto está en que los que están flaquitos, comen bien y se mueven. Y ese es principio que debemos aplicar a nuestra vida. Comer cosas buenas, y movernos todo el tiempo. No te digo que estés trabajando y haciendo vuelta canela pero trata de moverte un poco más durante el día, camina más, agarra más escaleras y menos ascensor. Vas a ver la diferencia.

Así que tómense el día infantilmente, coman bien y muévanse todo lo que puedan.

Foto 2, el Filistrin


lunes, 30 de julio de 2012

Corre como si te persiguiera el diablo

Yo creo que hacer ejercicio tiene un truco: hacerlo. Unos funcionan más que otros, es cierto pero cualquier movimiento que le pongas al cuerpo, ya es algo bueno. Pero si tu idea es ponerle un poco más de velocidad a tu pérdida de peso, pues tienes que apretar las cosas, y la mejor manera de hacerlo es con carreras rápidas.

Según un estudio publicado por la universidad de Souht Wales en el International Journal of Obesity, el correr a toda velocidad (Sprinting), es la clave para la perdida de grasa abdominal, más que trotar a velocidad constante. Lo más importante es que se perdió la grasa visceral que es la que está ligada a problemas del corazón, hígado y riñones, hasta en personas de poco peso. Es decir, aunque las mujeres juramos que la celulitis es la más malvada de todas las grasas, pues no, hay unas más malucas por ahí.

Si lo que quieres es perder peso de verdad, deja tus carreras largas para los fines de semana mientras disfrutas el paisaje y agrégale carreras rápidas a tu rutina de entrenamiento semanal.

Puedes hacerlo de la siguiente manera:
Principiantes:
5 minutos de marcha rápida o trotar suave
Alterna 30 segundos de correr rápido con 1.5 minuto de trotar por 20 minutos
5 minutos de marcha  o trotar suave y estiramiento.
Intermedio:
5 minutos de marcha rápida o trotar suave
Alterna 30 segundos de correr rápido con 30 minutos de trotar por 20 minutos
5 minutos de marcha  o trotar suave y estiramiento.
Avanzado:
5 minutos de marcha rápida o trotar suave
Alterna 30 segundos de correr rápido con 15 minutos de trotar por 20 minutos
5 minutos de marcha  o trotar suave y estiramiento.

Es una rutina que puedes incluir fácilmente en tu rutina y que de verdad te traerá magníficos resultados. Lo único que tienes que hacer es probar.

Foto tomada de
Info tomada de


viernes, 27 de julio de 2012

Viernes de aroma: Ensalada de atún con aderezo de Chía



Esta ensalada es súper sencilla pero el punto divino es el aderezo que me enseno mi suegra. Yo siempre hecho broma porque ella es como la Marta Stewart alemana criolla, sin las grasas saturadas, hace comida sabrosa y todo le queda bonito como para tomarle una foto. Ella siempre ha estado súper enterada en todo lo que tiene que ver con la comida healthy y de hecho cuando me casé fue una gran influencia para que yo me metiera en esto del fitness. Porque ella lee y se entera y no es que come “por comer” cualquier cosa. Cocina divino, sano y siempre charchamos sobre súper alimentos. Esta vez vino a visitarme con un libro sobre la Chía que es como el aliento más in del momento (otro día les hago un post sobre esto)

Ensalada:
1 taza de lechuga morada
1/2 taza de maíz dorado
Una latica de atún
Sal y pimienta

Aderezo:
1 cucharadita de Chía + 3 cucharadas de agua
1 cucharada de vinagre de arroz o de sushi
2 cucharadas de jugo de limón
Edulcorante
1 cucharada de salsa de soya
1 cucharada de aceite de ajonjolí


La ensalada  no tiene pele pones una capa de lechuga, el maíz y el atún. Yo le puse unos arbolitos de coliflor que me quedaron pagando por ahí.

Para el aderezo debes mezclar el agua con la chía y dejas reposar por un ratito hasta que se forme como un gel, luego lo metes en la licuadora y lo mezclas con los otros ingredientes. Si no tienes chía lo pueden sustituir por linaza molida y el vinagre de sushi puedes sustituirlo por vinagre blanco normal y corriente. Es más acido pero hace el truco.

Este fue un almuerzo rico, súper fácil de hacer y que vino con todos los hierros.
¡Feliz fin!

jueves, 26 de julio de 2012

Lista malvada

Este post tiene un solo propósito: La maldad. No les doy ningún tip, ninguna técnica, es que ni ánimo les voy a dar. Bueno, quizás un poco de susto, eso sí.

Ayer en Everydayhealth.com encontré una lista con los snacks más malvados que puedes encontrar. Son malos, porque de vista, parecen sabrosos, e inofensivos, pero cuando lees un poco más allá y te das cuenta que un inocente Muffin tiene las calorías de una comida competa y los gramos de grasa que necesita tu cuerpo como para dos días, seguramente vas a pelar los ojos.

Y la maldad es que una vez que ves esto, la próxima vez que le metas los dientes a una dona, y pienses en esta lista, te va a parecer sabrosa, claro que si, pero no preguntes como esos kilos de más aparecieron "mágicamente" en tu cintura:

Enjoy! (muajajajajajajajajajajaja)



miércoles, 25 de julio de 2012

Cuerpo esbelto, corazón más contento

Siempre lo digo, la cosa no es estar bello por fuera y maluco por dentro. La idea de comer bien y hacer ejercicios es que tu salud esté en óptimas condiciones y por eso, es que tu cuerpo se ve como de 20 puntos. Es decir, rebajar y estar fit es un plus de lo que te trae una vida saludable.

Y como el corazón es nuestra bomba vital (y para algunos simplemente una bomba) tenemos que cuidarlo no sólo realizando ejercicios cardiovasculares, sino también comiendo sano, las comidas correctas en las porciones que realmente te beneficien. Aquí les dejo una lista de las mejores comidas para tu corazón:
  • Salmon, lleno de ácidos Omega 3 (y sabroso como los grandes)
  • Nueces y otros frutos secos, también llenos de Omega 3 pero ojo, densos en calorías por lo que debes estar pila con las porciones y no comerlos con sal.
  • Moras azules o Blueberries, con antioxidantes que te ayudan a eliminar los radicales libres que dañan las células sanas.
  • Espinaca como Popeye: Antioxidantes, vitamina B, fibra. Un combo perfecto.
  • Aceite de oliva: Este tipo de grasa ayuda a bajar el colesterol pero recuerda, es una grasa y en la moderación está la clave.
  • Granos enteros: Nada mejor que desayunar con un buen plato de avena, lleno de fibra y carbohidratos buenos.
  • El marrón es el color: Cambia los carbohidratos refinados (blancos) por los integrales (marrones). Ya ganaste un bojote de puntos.
  • Proteína magra: La pechuga de pollo es buenísima y versátil, sino, mira los Viernes de Aroma.

Como ven son alimentos que pueden comer para mantenerse realmente en forma pero que tienen el plus de cuidar tu cuerpo por dentro. Y ya saben, cuerpo esbelto, corazón más contento.


lunes, 23 de julio de 2012

Vence la hinchazón


Si este lunes te sientes hinchado, este es el post para ti. Lo fino es que puedes usarlo hoy, o mañana, o el miércoles. Cualquier día de estos que te sientas un poco "inflado" pon en práctica estos consejos:

Lejos de la soda: Y no hablo solo de la que te gusta echarle al "guiski". Todos los refrescos te llenarán de gases y te dejaran, adivina, más hinchado. Y además tomas los que tienen azúcar, pues peor porque esas calorías se irán directamente a tus depósitos de grasa (ojo no es que los light sean mejores, pero ustedes me entienden)

Ojo con la comida sana pero gaseosa: Si, el brócoli es una de las mejores comidas que hay en el mundo. Pero si estás lleno de gases, no es la mejor opción para este día. Igual pasa con los granos y los alimentos altos en fibra, como las manzanas. Hoy es mejor que comas carnes magras y otros vegetales, como aquellos con más base de agua (pepino, lechuga)

Nada salado: La sal te hará retener líquido y cuando ya estás hinchado, esto no es lo más beneficioso para ti. Trata de evitar no sólo el salero sino comidas altas en sal como los embutidos y algunos enlatados.

Cuidado con los endulzantes: Los endulzantes tienen azúcares alcoholes, como sorbitol y maltitol, que si bien no tienen calorías, la digestión de los mismos es medio difícil para nuestro cuerpo y a muchas personas le producen gases y otras molestias. Hoy prueba Stevia o mejor aún, trata de hacer un día completo sin azúcar.

Nada de comidas gigantes: Comer mucho de una sentada inevitablemente hará que tu estómago  se distienda haciéndote sentir más pesado e inflamado. Además la digestión se hará larga y fastidiosa. Limítate a porciones pequeñas durante el día.

Si el fin de semana fue duro, comiste mucho o simplemente estas en "esos días del mes", seguro que estas técnicas le echarán una manito a tu barriga. Hazlo y siéntete de maravilla.

viernes, 20 de julio de 2012

Viernes de aroma: Smothie energético de cambur, frambuesa y piña

Este Smothie lo saque de Shapeshifter.com y le hice una modificación. Se ve buenísimo y perfecto para los calores veraniegos (o fríos, o resfríos). Tiene vitamina C, potasio, grasas saludables, proteína y diversión. ¿Qué más puedes pedir?

2 scoops de proteína de vainilla
1 cambur
1 taza de piña picada
2 tazas de frambuesas
1 taza de leche de almendras
1 taza de agua
Hielo al gusto

Hacerlo es más fácil que caminar. Hechas todo en la licuadora, lo sirves en dos vasos grandes y ¡a disfrutar!

jueves, 19 de julio de 2012

Comida doblemente buena (o triple pues)


Esa combinación de comida sana + estar fit no tiene rival. Eso es lo divertido de la comida funcional, que además de ponerte en forma, te dé un beneficio para la salud. Y es por eso que la lechuga sirve sólo para relleno.

Si le quieres agregar tres comidas poderosas a tu dieta, toma nota:

Frambuesas: ¡Chiquita pero poderosa!  Es una súper fuente de vitamina C, que te da el 54 % de lo que necesitas de esta vitamina en una sola servida. Además, tiene antioxidantes que pelean contra el cáncer. Tiene fibra como para tirar al piso (8 gr por porción) y recuerda que la fibra es un most en tu dieta, porque te ayuda mantener tus niveles de azúcar controlaos y te hace sentir más lleno. Como napa, es súper baja en calorías. Una taza de frambuesas tiene sólo 64 calorías.

Lentejas: Son un éxito si no las haces con tropezones de carne ni grasa, eso sí. Las lentejas tienen 8 gramos de fibra por porción y puedes comerla en ensaladas o plato principal como arroz o hasta pasta. Tu cuerpo quema el doble tratando de metabolizar la comida de grano entero, así que empieza tu trabajo quema grasa desde que te las llevas a la boca. Y como es un súper alimento, las lentejas tienen 9 gramos de proteína en cada media taza. Esta proteína es la que te va ayudar a mantener los niveles de insulina bajos, y no tendrás esos picos hormonales que le dicen a tu cuerpo "guarda grasa y no la quemes".

Pavo: Cuando tienes antojos de dulce, realmente tu cuerpo necesita cromo y triptófano, no azúcar como tal. El cromo regula el azúcar en la sangre y pelea contra la resistencia a la insulina, mientras que el triptófano ayuda a reparar el musculo, que básicamente es tu arma para mantenerte delgado y en forma. Además es una magnífica fuente de proteína magra con más de 20 gr en cada porción y sólo 85 calorías. La proteína, como muchos alimentos naturales, tiene mayor efecto termogénico en tu cuerpo porque tu cuerpo usa energía para digerirlo, lo que no pasa con muchas de las comidas procesadas. De hecho tú puedes quemar el 30 % de sus calorías sólo en el proceso de digestión. ¡Dime tú si no es un éxito!

No es que tienes que comer sólo estas comidas todo el tiempo, pero si las puedes incluir en tu dieta, pues es una relación ganar-ganar para ti.

martes, 17 de julio de 2012

Tres estrategias esenciales



Hoy me leí un artículo (otra vez de Everydayhealth.com) sobre lo básico que tenemos que hacer para perder peso. Tres simples pasos que son cruciales, y sé que uno es medio un issue para un gentío:

1.- Ten un diario de comidas
2.- Evita comer fuera
3.- No te saltes comidas

Bueno, quizás dos pues. Lo del diario lo hemos hablado antes y la verdad es que es una manera donde de manera fácil puedes ver qué estás haciendo con tu dieta, mas cuando comes esas cositas "de más" que muchas veces no contamos (el pedacito de, el poquitito de tal cosa, la cucharadita de salsa, etc, etc, etc)

Comer fuera para muchos es parte del día a día. Desde que no tienen tiempo de cocinar hasta que no les gusta. Las razones son muchas pero la verdad es que la comida de la calle, nunca es como la de la casa. Ojo, no digo que todo esté perdido pero si que se tienen que hacer mejores elecciones, evitar cierto tipo de restaurantes (olvídense que comiendo hamburguesas, pizzas o pastas pesadas van a perder peso) y quizás las opciones son más reducidas. Pero si tu objetivo real es perder peso, tienes que hacer el esfuerzo. Evita cocina con rebosados, fritos, cremas, aderezos, todo lo extra. Tienes que irte por lo básico: a la plancha, hervidos o al vapor y aderezos con aceite de oliva y vinagre. Más nada.

No saltarse comidas: Este es el que puede ser otro punto triki para la gente ya que con lo apretadas de nuestras agendas, es difícil que tomemos un break para comer algo sano. Pero si se puede, con un poco de orden. Primero, casi todo el mundo se toma un tiempito para el cafecito con los panas y hablar un poco. Hazlo, como no, pero aprovecha para comerte una merienda nutritiva. Dos, ¡ten siempre a mano tus meriendas! mételas en la cartera y no salgas de tu casa sin ellas. Tres, no crees que porque comiste una comida pesada debes saltarte la comida siguiente. No deberías comer comidas pesadas empezando por ahí, pero si este es tu caso, haz tu comida siguiente un poco más liviana (una ensalada con proteínas por ejemplo). Todo está en cómo le des la vuelta al asunto.

La mayoría de nosotros decimos, a la hora de cuidarnos, que no tenemos tiempo. Y es que nadie tiene, el tiempo tenemos que buscarlo y al igual que lo hacemos para otras cosas que nos importan, deberíamos hacerlo con nuestro numero uno: nuestra salud.

lunes, 16 de julio de 2012

Como perder 50 kilos

Suena como una barbaridad ¿verdad? Pero lamentablemente no es así. Muchas personas al pasar de los anos van acumulando un kilo, dos, tres, pensando que se los pueden quitar "cuando les dé la gana", hasta que la cosa sale de su control y esos dos kilos se vuelven 10, se vuelven 20, y de ahí no paran.

Si sacas la cuenta de cuál sería tu peso ideal, puedes darte una idea si has dejado que los kilos de más dominen tu vida o si de verdad tienes control sobre el asunto. En esta tabla puedes ver un aproximado sobre lo que deberías pesar.

Y si tu caso es de esos que sientes que se te salió de las manos, pues es hora justamente de tomar cartas en el asunto y meterle la mano, el pie, el brazo y sobretodo la mente a lo que viene encima. No hay fórmula mágica ni cambios inmediatos: los kilos de más no llegaron de la noche a la mañana a tu cuerpo, así que tampoco se irán con la misma velocidad.

Ponte un plan de acción, y ponlo desde ya. Según everydayhealth.com es importante contar las calorías. A muchas personas le da fastidio esto, pero deben recordar que si las cosas se salieron de control fue justamente por no tener orden con su cuerpo, y ese es el único capital que te acompaña toda la vida.

-Primero: saca la cuenta de las calorías que consumes a diario. En la web puedes encontrar programas como fatsectret.com donde puedes introducir los alimentos que comes al día y verás tu total de calorías diarias. (También te servirá mucho para el paso número 5)
-Si tú quieres perder medio kilo a la semana, debes quitarle a tu dieta unas 3500 calorías en ese periodo. Aproximadamente, 500 calorías menos por día. Esto es un
-Nunca comas menos de 1200 calorías al día para que no pongas a tu cuerpo en modo de reserva. Eso es lo mínimo que debes consumir siempre.
-Empieza a cortar siempre por lo extra: la mantequilla que le pones al pan, el azúcar en el café, el jugo/refresco que te tomas, etc. Es una manera fácil de ir ahorrando calorías durante el día
Ten un diario de lo que comes. Pero tienes que ser sincero contigo. Como niña de 15 que cuenta sobre su amor de adolescencia. De nada vale que te mientas anotando la mitad de lo que comes. Cuando lo leas, te darás cuenta donde estas cometiendo las fallas.


Como consejo final te puedo decir que cada día cuenta. Todo lo que hagas, así te parezca poco, se suma para una gran meta. Ten mucha paciencia y si te sientes totalmente perdido, busca ayuda y compañía. Y aunque no lo creas, si puedes ganar esa carrera.



viernes, 13 de julio de 2012

Viernes de aroma: Ensalada de mango y merey

Esta ensalada se ve demasiado buena y perfecta para los "calores" de verano. Y si andas congelándote en el sur (y encuentras el mango) pues acompáñala con algo calentito y listo. La saqué de la revista Oxygen que es mí revista favorita evahh para todo lo que tiene que ver el fitness y nutrición.

Recuerden acompañarla con una buena porción de proteína. Imagínensela con un pedazo de pollo o de lomito a la parrilla, ¡le roncan los motores!

Ingredientes:
1/4 de pimentón amarillo picado en tiritas (juliana)
1/4 de pimentón rojo picado en tiritas (juliana)
1/4 de zanahorias picado en tiritas (juliana)
1/4 de de repollo picadito
1/2 mango picado
1/4 de cebolla morada picada
3 cucharaditas de cilantro picado
3 cucharadas grandes de merey

Para el aderezo
Jugo de un limón
Jugo de 1/2 naranja
1 cucharada de vinagre de arroz
1 cucharada de salsa de soya
Sal y pimienta

No hay mucho pele, mezclen todos los vegetales y en otro potecito mezclen los ingredientes del aderezo. Se lo ponen encima a la ensalada y le ponen el merey. ¡Un éxito!

Si no encuentran un ingrediente no se maten. Cambien el vinagre de arroz por balsámico y el pimentón amarillo por verde. Denle la vuelta que igual les va a quedar sabrosa.
¡Feliz fin de semana!



miércoles, 11 de julio de 2012

Lista quemagrasa de Tom Venuto

Tom Venuto es un súper duro de la industria del fitness. No solo esta duro, literalmente hablando, sino que sobre lo que es ejercicio, nutrición y quema de grasas, el tipo sabe más que un pescado frito. Es tan duro, que es el único que se le ocurre lanzar un reto para perder peso de noviembre a diciembre, justo cuando la gente lo que anda es pensando en beber y comer como si no Lo que pasa es que muchas personas no lo conocen porque no es mediático, ni sale en un programa gritándole a la gente para que deje de comer chucherías, ni nada de eso (pero estoy segura que debe gritarte si te ve comiéndote una dona)

Su aproach es bien duro pero sigue siendo lo básico: comer limpio. Eso sí, el no se anda con batidos, ni galletas que sean medio sanas ni nada de eso. Su técnica es comer comidas completas que te ayudarán mejor a la quema de grasas. ¿Por que? porque metabólicamente hablando, mientras más integral y natural sea la comida, más esfuerzo tiene que hacer el cuerpo digiriéndola,  causando un efecto termogenico que ninguna pepa puede igualar. Ojo, yo amo los batidos (mi whey protein ultra chocolate me alegra la tarde) pero Tom tiene toda la razón cuando dice que mientras más tiempo pasa tu cuerpo digiriendo la comida, más grasa quema. Y no hablo de el esfuerzo que hace tu cuerpo después de comerte un plato con chistorras.

Aquí les dejo la lista de comidas que para Tom son las más quemagrasas del mundo y de napa, las que son las menos quemagrasas para que tengas las dos. Así tienes una idea de cómo hacer tu lista del mercado y que dejar por fuera.

Las quemagrasa
Avena (yeeiii!)
Ñame o batata (yeeiii dos! y paro los yeeiii porque me canso)
Arroz integral
Pan integral (el habla de grano entero que aquí de verdad hay poco, pero agarren el más integral que vean)
Vegetales verdes fibrosos
Fruta
Leche descremada
Pechuga de pollo y de pavo
Huevos y claras de huevos

Las malucas:
Helado
Comida frita
Donas y cosas de panadería
Azúcar blanca
Pan blanco
Refrescos (incluyendo la dietética)
Bebidas sabor a fruta
Tocineta y salchichas
Chips (papitas, tosticos, nachos etc)
Comida rápida (hamburguesas, pizzas, comida china)

Con esta lista puedes tener una idea que te ayudará a ir al mercado. Claro, yo agregaría algunos frutos secos sin sal, leche de soya o de almendras (no tienen azúcar), cebada, pescados y como no, un poco de carne roja magra. Porque es sabrosa y listo pues.

Haz tu lista, ve al mercado, come y quema grasa.
Foto tomada de http://celiacdisease.about.com/od/glutenfreefoodshoppin1/ss/Gluten-Free-Food-List.htm

martes, 10 de julio de 2012

Sobre las grasas trans

De las grasas he escrito antes y saben que las amo, pero las buenas y en su medida correcta. Claro, hay días que quizás me paso comiendo merey, pero ese es cuento de otro post. De la otra grasa que quiero hablarles es una que es maluca pero la seguimos encontrando en muchas comidas: Las grasas hidrogenadas y parcialmente hidrogenadas.

Estas grasas, también conocidas como grasas trans:
Las grasas trans son ácidos grasos insaturados que se forman cuando los aceites vegetales se procesan y se transforman en más sólidos o en un líquido más estable. Este proceso se llama hidrogenación. Las grasas trans también se encuentran naturalmente en algunos alimentos *.

Estas grasas son más baratas porque el proceso de hidrogenación convierte al aceite en un elemento más estable, lo que lo hace más fácil para manipularlo y para la fabricación de alimentos. Y fabricación en masa siempre es más barata.
Lo que pasa es que las grasas trans son maluconas para las personas. Están relacionadas con problemas del corazón, colesterol alto, alta presión arterial, etc. Y claro, con rollos de más (recuerden que un gramo de grasa tiene 9 calorías, mientras que uno de proteína o de carbohidrato tiene solo 4) pero al final es harina del mismo costal: para muchas personas, el sobrepeso las lleva a tener enfermedades y otras dolencias.

¿Entonces cómo hacemos para evitar las grasas trans? Fácil, evitando los alimentos que las tengan en exceso:
Margarina: Tiene aproximadamente un 30 a 40% de grasas trans.
Comida rápida: Es un mar de grasas trans porque creo que hasta la cajita donde te dan la hamburguesa tiene un poco. No digo que no la coman nunca, pero no deben comerla de seguido.
Donas: son ricas pero peligrosas! No solo están fritas en aceite sino que su composición en sí, es una bomba de grasa.
Cereales: Si ya les asusta el azúcar que tienen, pues ahora fíjense en las grasas trans que tienen y como que no vas a querer comerlos muy de seguido tampoco.
Aderezos: Si no lo hiciste tú con aceite de oliva y vinagre, es mejor que lo dejes de lado. Los procesados son los peores y además suman calorías innecesarias a tu dieta!

Yo no digo que vivan como monjes tibetanos en retiro de comida, porque yo no lo hago (yo voy a fiestas y tomo cerveza y como tequeños) pero sí que traten de limpiar su dieta lo mas que puedan. Dejen esas cosas malucas para las escapaditas y verán que su cuerpo (por dentro y por fuera) se los agradecerá big time.



lunes, 9 de julio de 2012

Los cuatro impelables para la pérdida de peso


Perder peso es difícil, fácil es echarse los kilos encima. Que tiene que ser una tragedia, pues eso no. Puede ser un camino hasta divertido con un plan bien diseñado. Y si todavía andas en ese proceso de querer hacerlo tú, porque sientes que tienes ya las energías para tomar las riendas como debe ser, toma en cuenta estos factores que serán clave para tu éxito:

-Quitarse las bebidas azucaradas es no negociable: Beberse las calorías es uno de los errores más grandes que comete la gente. Entre refrescos, cafés y jugos o tés que juran que son "sanos" pueden meterse el doble de calorías que necesitas para tu consumo. Y una vez que se las quiten, verán que ese "pequeño cambio" los ayuda un montón. Va a ser duro y la estrategia depende de ustedes, aunque la mejor es cortar por la raíz. Desde hoy ni un refresco más. Listo.
-La actividad física es un must: Tienen que hacer ejercicio. Punto. Si no les gusta, no tienen tiempo, no quieren, tienen que: buscar una actividad que les guste, buscar el tiempo y simplemente decir "si quiero". Hagan de 20 a 30 hora de ejercicio diaria, así sea caminar en círculos. Propónganselo y muévanse desde ya.
-Coman planificadamente: En el blog les he dado varias ideas sobre cómo planificar sus comidas (tres comidas mas dos merienditas con las porciones correctas) y hagan de los tupperware sus mejores amigos. Recuerden: proteínas magras, carbohidratos completos, muchos vegetales y algunas grasas buenas. Azucares y grasas saturadas son un no-no. Planificar, planificar y planificar es la estrategia.
-Un diario puede ser tu mejor amigo: Suena a cosa de niña quinceañera pero la verdad es que anotar todo lo que se consume es un elemento clave para ver cómo va la cosa. Claro, la idea es ser sincero y anotar realmente todo, si vas a dejar de lado los dulces que te comes a mitad de la tarde, es mejor que ni lo intentes. Además que es bien gafo estar mintiéndose a sí mismo.

Apliquen estos cuatros puntos y van a ver un cambio en su vida, no es inmediato, como no fueron inmediatos esos kilos que tienen de más, pero como el cuento del elefante y la hormiguita, con paciencia, si se puede...



viernes, 6 de julio de 2012

Viernes de aroma: Ensalada tibia de lentejas, pollo y manzanas



Esta ensalada es "tibia" porque tienes una parte que es calentita y la otra fría, ¡pero se ve buenísima!

Ingredientes:
2 cucharadas Aceite de oliva
3 cucharadas de vinagre de vino (rojo)
1 cucharada de mostaza Dijon
1/2 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de pimienta
2 pechuga de pollo picadita en pedazos
3 dientes de ajo
2 tazas de lentejas cocinadas
1 manzana picada en cubitos
2 palitos de celery picados en trocitos
6 tazas de rugula

Haz un aderezo con el vinagre, el aceite de oliva, la mostaza, sal y pimienta. Ponlo en un bowl grande donde luego puedas echar el resto de los ingredientes.
Cocina el pollo (aderézalo al gusto con sal, pimienta y el ajo) y cuando este mas o menos listo, le echas las lentejas y lo calientas por unos 2 minutos.

Luego pones en el bowl la rugula, manzana y el celery, vas mezclando para que se impregne del aderezo. Por último echas las lentejas con el pollo y ¡listo!

Da para 4 porciones.

¡Feliz fin de semana!

Foto y receta tomada y modificada de http://www.eatingwell.com/recipes/lentil_salad.html

miércoles, 4 de julio de 2012

Después de la rumba...

El 3 de julio es un día bussy en mi agenda porqué conozco tres personas que cumplen años ese día, y dos son hermanos (y no morochos). En mi época de "patacaliente" y que tenía la energía para salir todo el tiempo, iba a dos reuniones y en ambas bebía y comía de todo. Ahora les llamo y les escribo en FB. Salir a mitad de la semana es algo que casi nunca está en mis planes. La tecnología me ayuda a ser aburrida, y yo soy aburrida con orgullo.

También el 4 de julio (hoy) es feriado en EEUU y el 5 aquí en Venezuela. En el sur también tienen su día libre y esto se resume, donde quiera que estés, en volvernos un poco laxos con la dieta, comer de más, beber lo que no debemos, en fin, salirnos del carril un poco. Y si estamos en plan de pérdida de peso esto pega doble: no sólo te sientes más hinchado sino que tu conciencia te golpea duro también.

Pero no todo está perdido. Todo es cuestión de pararse y seguir el camino y aquí te doy unos tips para que puedas lograrlo:
No te tortures: Si estabas más fiel que monje tibetano en un claustro de silencio, y te sientes que perdiste todo el esfuerzo porque "te pasaste de la raya" con tus comidas y bebidas, no logras nada torturándote. Ya hoy es otro día y es un día donde puedes empezar a hacer todo bien otra vez. Claro, que esta auto-indulgencia no se haga costumbre. Es decir, si todos los días quieres comerte tres perro calientes, dos brownies, un refresco y seis birras, no porque al día siguiente empieces la dieta con el alma renovada vas a perder peso. Deja que tus escapes sean cosa de una vez cada tanto y sigue tu plan. Punto.
Agua como un camello llegando a un oasis: Seguro comiste más carbohidratos procesados de los que debías, cosas con mucho sodio, azucares refinados y  un poco de alcohol. Esa mezcla es perfecta para que al día siguiente estés hinchado y deshidratado. Antes de salir corriendo a servirte una taza de café, toma agua para limpiar tu cuerpo (y tu alma, dependiendo de lo dura que haya sido tu rumba). Te ayudará a bajar la hinchazón y a reponer líquido causado por la deshidratación.
Desayuno poderoso: Quizás te provoque comerte un sanduche grasoso o quieres terminarte esa torta de cumpleaños, hold your horses. Come un desayuno que tenga lo que realmente necesitas: carbohidratos buenos y proteínas magras. Deja de lado la grasa y el exceso de cafeína que solo logrará que te deshidrates más. Empieza el día con un bang, pero uno bueno de verdad.
Si tu alma te deja, muévete: Sudar es una magnífica idea de expiar tus pecados. Y también perfecto para que vuelvas a tu rutina como si nada hubiese pasado. Claro, si lo que tienes es un dolor de cabeza de altas magnitudes, pues toma dos aspirinas y vuelve al punto dos
Por sobre todas las cosas, NO te peses: Esta parte de la súper tortura no sirve para nada. Si, vas a estar más pesado, pero deja que el cuerpo salga del exceso de cosas que no necesita y retome sus niveles. Con uno o dos días de comida sana, vas a ver como todo vuelve a la normalidad.

Aplica estos tips hoy, mañana, el lunes. Cualquier momento de esos en que no te portase como debías. Recuerda siempre, hoy es otro día, y otro día para hacer todo mejor.



martes, 3 de julio de 2012

A la hora de escoger tu plan…


Cuando queremos perder peso, nos decidimos y decimos "hasta aquí "cuando nos ponemos un pantalón que nos corta la circulación, muchas veces queremos hacerlo todo y de manera rápida. Leemos dietas en revistas y pensamos "esto lo puedo hacer yo" así sea la dieta del pedazo de melón en ayunas a las 10 de la noche. Al día dos en la mañana, ya mandamos todo para el carrizo.

Por eso es importante que te hagas unas preguntas básicas y claras antes de escoger cualquier plan para la pérdida de peso. Recuerda que es una decisión que te ayudará a cambiar tu cuerpo y que de verdad no hay barita mágica que lo logre. Sólo tu paciencia y ganas de trabajar en pro de tu meta:

¿Es sana? Suena básico verdad pero de verdad pregúntate eso. Cuando vuelvas a ver una dieta en una revista que quita completamente un grupo alimenticio, tengas que tomar "pastillas" que no sabes de donde vienen para conseguir resultados o simplemente tiene la sólo la cantidad de comida que "debería” comer mi gato Fanto, tienes que ser sincero y darte cuenta que no es lo que tu cuerpo necesita. Un plan debe tener varios grupos alimenticios y un programa de ejercicio.
¿Es sustentable? Pregúntate si puedes estar de verdad en ese régimen por largo tiempo. Piénsalo siendo sincero. Obviamente no vas a comer todos los días esas cosas que hicieron que te pusieras gordo, sorry pero es así. Pero si el régimen que escogiste te obliga a comer algún alimento que odias sin oportunidad de hacer un cambio o te dice que más nunca en tu vida volverás a probar, digamos, un helado, no creo que tengas mucho éxito con eso. Tu plan tiene que tener variedad de comida y como no, momentos en que comas de manera "distinta"(o mas grasosa pues). Todo en su debida medida y tiempo correcto.
¿Cambia hábitos? Es importante que veas un plan como un cambio de hábitos hacia unos más saludables. No es que vas a dejar de comer carbohidratos, es que vas a comer unos mejores para tu cuerpo, no es que vas a dejar de comer proteína, sino una más sana, etc. Y esos hábitos se hacen con tiempo paciencia y salivita. Si en tu plan no ves un cambio progresivo para tu salud, es corto y extremo, debes evaluar si es lo que realmente quieres.

Aunque suene básico para perder peso debes comer bien y hacer ejercicio, y la idea es que esto se quede contigo, no solo por el momento. Por esto tienes que analizar bien que lo que vayas a hacer para perder peso, sea real y te acerque a conseguir lo que realmente quieres.