martes, 7 de agosto de 2012

Comidas que matan los antojos

Este título me pareció que era parte de una broma cruel, que cuando iba a abrir el artículo, me iba a encontrar con cosas como: para matar el antojo de papas fritas, pues coma papas fritas. Pero como era un email de Josh Bezoni que es un gurú de la buena alimentación y el fitness, pensé que la cosa venía en serio, y por supuesto que era así.

El habla de comida que gracias a su composición y los nutrientes que tienen, te calman ese Pepe Grillo malvado que te dice "go ahead, cómete esa dona". Claro, no vayan a pensar que son simplemente una pepa mágica. Para que funcionen necesitan de tu fuerza de voluntad y no comer de forma automática: piensa antes de llevarte algo a la boca.

  • Aguacates: Ok, es grasa, pero es de las buenas buenísimas (y sabrosísimas). Tiene dos nutrientes perfectos para un buen plan de alimentación. Grasa monosaturada y fibra, lo que te ayudará a sentirte satisfecho por más tiempo.
  • Huevos: Tremenda fuente de proteína en un envase pequeño. Además sirven para el desayuno, almuerzo, cena y hasta merienda. Dime tú si no son de lo más versátil. También tienen vitamina B6, V12, A, D, E, calcio, fosforo y zinc. Un éxito.
  • Chocolate negro: Es lo dulce lo que te mata, there you go. Un pedacito de chocolate negro es una súper fuente de antioxidantes y mata las ansias del más dulcero. Eso sí. No se coman la tableta completa. Un pedacito diario no más.
  • Avena: Yo sé que hay gente que es intolerante al gluten y quizás la avena no está en su top 10 pero para el resto de los humanos, ¡es más allá de un éxito! No tienen azúcar añadida, es una súper fuente de fibra y para mí el mejor carbohidrato de grano entero. Empezar el día con un plato de avena ¡es un rock! Además te mantendrá lleno, con los niveles de azúcar estables y no es más calórica que los cereales de caja que te comes (y más barata, agarren pues)


¿Y cómo es que comida normal funciona para matar antojos? Fácil, incluyéndola en tu dieta. No son substituciones, es decir, no es que quieres un plato de pasta y vas a comerte un plato de avena a cualquier hora del día (porque ni lo del chocolate negro debes comer todo el tiempo). Si no que incluyendo estas comidas en tu dieta diaria, tus niveles de antojos se disiparán más. Te mantendrás más satisfecho y estable, y no estarás cazando la galleta que el pana del trabajo se come a mitad del día. Mételas en tu menú y verás la diferencia.





2 comentarios:

  1. Esto es cierto, lo he comprobado yo científicamente jajajaja con prácticas! me he traído una tableta de chocolate a la oficina, oscurito, y después de comer que me asalta una ansiedad de dulce espantosa, me como un trocito y magia! se me pasa enseguida... :)

    ResponderEliminar
  2. Xioli! mi esposo lo usa casi que como "su cafecito" todos los días... No lo pela y mira que ese no esta al nivel de Luis pero esta fit y no engorda... Además otro punto fino ahí: Dicen que Arturo Uslar Pietri se comía un pedazo de chocolate negro TODOS LOS DÍAS. Fue longevo e inteligentísimo! Si no se me pega la segunda, al menos que me de vida larga no? UN BESO!

    ResponderEliminar