jueves, 8 de marzo de 2012

Sacúdete el fastidio en el gimnasio

Quizás les ha pasado, después de la emoción inicial de inscribirse en el gym, ser más responsables que muchachito en clase de 4to grado y hasta adquirir ropa y "accesorios" para hacer ejercicio, la fiebre pasa. Te empieza a dar medio fastidio ver las mismas caras en el gimnasio, la misma clase, la música, hasta el locker donde guardas tu bolso te parece aburrido.
Esto pasa, y no es nada fuera de lo común. Por eso es bueno tener algunas herramientas listas y preparadas para sacar al ataque cuando las cosas se pongan un poco pesadas. Aquí te doy algunos de esos tips:
Edúcate: No es que tienes que sacar un master sobre ejercicios, pero si lee un poco sobre los beneficios del mismo y lo que hacen en tu cuerpo. Online puedes encontrar publicaciones, foros, blogs (¡Este es el mejor jejeje!) donde hay información útil para este propósito.
Búscate un panita de gimnasio: Alguien que ande en la misma nota que tu y que te ayude a apretar cuando tu quieras tirar la toalla. Tiene que ser alguien comprometido y que también se disfrute en serio hacer ejercicio.
Cambia de escenario: Si siempre haces ejercicio en tu casa, prueba cambiando el lugar donde haces tus ejercicios. Puedes cambiar la trotadora por un parque, o viceversa. Busca opciones que siempre hay. También puedes cambiar tus clases tradicionales por algo que nunca habías hecho. Todo esta en probar.
Únete a un grupo: Si lo tuyo es el crossfit, pues por ahí hay muchos en esa nota. ¿La salsa zumba extrema es lo que te hace vibrar? Hay gente que hasta franelas hace. Si es trotar, pues en Facebook puedes encontrar 20 mil grupos. Busca uno que este orientado hacia tus gustos y tus necesidades.





No hay comentarios:

Publicar un comentario