jueves, 10 de noviembre de 2011

¿Por qué estamos gordos?

El sobrepeso, si no tiene una razón médica definida, tiene un claro culpable: comemos demás. Eso está claro, pero la pregunta es ¿por qué pasa eso?
En realidad en esas ansias que tenemos de ciertos alimentos, se ocultan razones. Nada de cosas esotéricas, sino problemas o preocupaciones a los cuales no les hemos dado solución.
El tiempo es la excusa de muchos para no comer sano. Pero ¿es en realidad eso? Si tenemos tiempo de comprar comida rápida, ¿por qué no vamos a tener tiempo de hacernos una cena decente? La verdad es que podemos gastar la misma cantidad de minutos en una cola de automac que en un automercado comprando pechugas de pollo, dos batatas y lechuga. Y muchas de estas comidas ya vienen hasta pre-empacadas para facilitar su consumo. La respuesta lamentablemente es que queremos la comida rápida antes de la saludable. Nos pone en esa zona de confort y felicidad inducida por la grasa y carbohidratos simples (Que vale decir, se va rapiditido también)
O quizás tienes otras carencias que no quieres asumir. No te fue bien en el trabajo, tienes problemas en tu relación de pareja, o no tienes ninguna, tienes un familiar enfermo, no te sientes feliz con tu vida. El estrés del día a día te da dolor de cabeza y te pone de mal humor y quieres, otra vez, esa felicidad momentánea de las papas fritas, o la masa con queso, o el dulce.
Y entonces, engordamos. Es así. No queremos ponernos metas porque necesitamos el "cariño" que nos da la comida. Y ahí juega nuestro punto de vista sobre las cosas: mientras sigamos viendo la comida sana (y el ejercicio) como un sufrimiento y no como algo bueno, no podremos avanzar.
Hoy tómate unos minutos y piensa en lo que quieres y lo que necesitas. Si quieres cambiar tu vida, sólo tú puedes tomar las riendas de ese carro. Verifica que es lo que te molesta, revísate. Es triste pero pocas veces hacemos eso, porque nos da miedo ver cual es la respuesta. Pero recuerda siempre: si quieres, si puedes.




No hay comentarios:

Publicar un comentario