lunes, 28 de noviembre de 2011

Easy con los abdominales

Todos queremos un abdomen duro, y si tenemos los abdominales marcados, mejor. Quien diga "ah no, a mi me encanta mi lipa tapa cinturón" está mintiendo descaradamente.

El problema es que el desarrollo de los abdominales es una ciencia casi oculta. Mientras hay personas que hacen como 20 mil abdominales en un día (gracias a cuentos tipo "Britney hace 1500 abdominales al día") otros caen por las máquinas mágicas donde haces también, un bojote de abdominales, casi sin sentirlos "y en la comodidad de tu sala".

La fórmula es un poco más sencilla: comida limpia, ejercicio cardiovascular y descanso. La verdad es que los abdominales no se "marcan" porque hagas un maratón de ejercicios rompiéndote el coxis. Para que ellos se vean necesitas primero que nada quemar la grasa que los está ocultando, por eso el cardio y la comida buena.

Sobre el descanso, el rollo es el siguiente: Para que el músculo crezca tiene que descansar. No creas que "dejar crecer" los abdominales es tener una lipa grandísima pero dura. Es que el músculo se desarrolle, y al tener más músculo desarrollado, esté quema más grasa. Si te tocas la barriga (o ves una lámina en Google) te podrás fijar que los abdominales son unos músculos chiquitos y que en realidad los tenemos en tensión gran parte del día. Cuando caminamos, nos paramos, nos sentamos (derechos, claro) y hasta hacemos otros ejercicios, estamos trabajando en cierta medida los abdominales. Si queremos que estos los veamos, no lo debemos "sobreentrenar", ya que esto es la clave para que el músculo no se desarrolle.

Mi consejo es hacer abdominales máximo tres veces a la semana. Y que no pasen de 15 minutos tus sesiones. Busca varios ejercicios distintos y arma tu rutina, no es que vas a hacer 15 minutos de crunches en el suelo. Trata de hacer ejercicios que muevan tu "core" o centro de manera completa (como las elevaciones de pierna, y los planks) y por sobretodo, no te vuelvas loco, no compres máquinas que seguramente quedaran como tendederos de ropa en tu cuarto.




No hay comentarios:

Publicar un comentario