martes, 27 de septiembre de 2011

Come sano con tus chamos!

Yo todavía no tengo chamos, tengo un esposo adolescente y un gato echao, y con eso basta por ahora. Pero no porque no baje a La Guaira no es que no sepa que quede lejos. Es decir, se que es un rollo. Es una experiencia súper gratificante, un camino lleno de cosas divertidas, sorpresas y también momentos tensos. Pero por sobretodo, alegrías. Lo se, lo he visto de cerca y felicito a todas mis amigas que han dejado atrás sus egoísmos para convertirse en lo que es el trabajo más difícil y sobrevaluado del mundo: ser madre.
En esa súper aventura de ser mamá, esposa, profesional, hija, amiga, hermana etc, hay un factor que muchas veces se descuida en los hogares que es el de la alimentación. No es que se desnutran a los chamos, pero al igual que agarramos lo primero que se nos ocurra para comer nosotros, a los pequeños también optamos por darles algo, que si bien son tentempiés, pueden ser opciones que no son las mejores. Con la falta de tiempo y de ganas de pelear en cero, es mejor darles algo que sabemos que van a comer, a sentarnos con ellos horas a que se terminen la sopa o ensalada.
En beachbody.com sacaron una pequeña lista con las comidas que deberíamos sacar de nuestra nevera no sólo por nosotros, sino también por los peques. Ojo, claro que pueden disfrutar de algunas de ellas de vez en cuando, pero tratar que ese de vez en cuando, sea lo mas espaciado posible.
Nuggets de pollo: Aunque uno piense que "al menos esta comiendo pollo"  esta opción no es la mejor del salón. Normalmente son como un conglomerado de sustancias con una esencia de pollo, donde se incluye desde la piel del pollo, altos niveles de sodio y todos los aceites saturados que se puedan imaginar. Hacerlos al horno no arregla las cosas.
La opción mas saludable es hacerle tiritas de pechuga de pollo deshuesada a la plancha. Con el aderezo correcto (un poco de sal, ajo, pimienta y ralladura de limón), estos palitos de pollo son sabrosísimos y sanos.
Cereales azucarados: Hasta a los viejos nos encantan, ¡y para los chamos es como droga! Solo acérquense a la tabla nutricional para que vean que la mayoría tienen hasta el doble de azúcar que los cereales dirigidos a los adultos. Y la verdad es que ningún ser necesita esa cantidad de azúcar. Si le van a dar un dulce, es mejor que se lo den como merienda, en serio.
Una opción es darles avena, la pueden preparar con frutas, cacao en polvo, miel, etc. Es sólo cuestión de acostumbrarse.
Perros calientes: Si, son sabrosísimos, pero Dios que son malos. Es grasa apilada, llena de sodio y aditivos, nitratos y nitritos, etc etc etc y no hemos llegado a la parte de los aceites hidrogenados. De verdad no vale la pena. Por más nazi que parezca, esto no debe estar en sus neveras, déjenlos sólo para cuando vayan a un cumpleaños y listo.
Jugos y refrescos: Otra droga psicotrópica pa los chamos. Tienen azúcar como para darle un coma a un diabético y de igual forma los tenemos en las casas. Porque son sabrosos, porque están a la mano. La verdad es que por sabroso que sea, un jugo nunca reemplaza a un jugo natural. A ese último ¡no hay quien lo tumbe! Los chamos se acostumbraran facilísimo al sabor de las frutas (sin azúcar añadida) y se lo disfrutaran tambien
Tosticos, pepitos, etc: Este es el tope de las drogas. ¿No han ido a una piñata y visto como esos chamos andan como en trance de tanta azúcar de tostico y  refresco? Hasta enratonados se levantan al día siguiente. Ojo, no digo que no se los coman, pero estas comidas tienen que estar dirigidas sólo a esas celebraciones especiales y no tenerlas en la despensa de la casa
Hasta con los chamos todo es cuestión de costumbre. Lo que no le das a en la casa, simplemente no se lo comerán. ¡Recuerda que por eso eres su mamá!



2 comentarios:

  1. Oye y que paso con los padres!

    o es que crees que nosotros estamos de cuadros en las paredes!

    Gracias por los datos!!

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja VERDAD! qué sexista soy! Sorry, se que hay muchos papás que no sólo estan pendiente de jugar con sus chamos, sino de darles atención completa todo el tiempo! TU eres un ejemplo de eso.
    Besos!

    ResponderEliminar