martes, 2 de agosto de 2011

The Situation


El sueño de muchas personas que quieren tener los abdominales marcados, el "chocolatito", "The Situation" (si, soy niche y veo Jersey Shore). En esa búsqueda, muchos mal entienden los métodos. Piensan que hacer muchos abdominales les dará el buscado "lavadero" y más de uno termina comiendo por la máquina donde haces mas de 3000 abdominales en 10 minutos, que normalmente son aparatosas y terminan siendo el guindadero de ropa de tu cuarto. La verdad es cuando hablamos de abdominales aplica esta frase: Los buenos abdominales se hacen en la cocina. Esto quiere decir que es tan o más importante lo que comes como el ejercicio que haces si de verdad quieres verte los cuadritos. No existe tal cosa como hacer horas de ejercicio y comer mal y pretender tener los abdominales (o si a ver vamos, cualquier músculo) marcado.  El músculo abdominal lo utilizamos todo el día, sentados derechos, parándonos, agachándonos. Es la capita de grasa que tenemos encima de ellos que no nos dejan ver bien el "chocolatito".
Sobre el ejercicio lamento decirles que no existe tal cosa como reducción de grasa en una zona. Cuando perdemos grasa, lo perdemos en todo el cuerpo. Hasta en las lolas. Uno puede “moldear” un músculo, pero nunca hacer que la grasa desaparezca de un solo lugar de nuestro cuerpo
Aquí te dejo unos errorcitos que cometemos en la búsqueda de nuestro "Situation":
Hacer demasiado cardio: Hacer horas y horas de ejercicio cardiovascular te hace quemar grasa, pero también músculo. Al perder tu masa muscular, tu metabolismo baja, y al este estar bajito, dale la bienvenida a los cauchos. Esto porque las calorías que consumas (Toda tanto las buenas como las malas) al no utilizarse, se guarda en la única manera que nuestro cuerpo sabe guardar energía: grasa. Por eso los ejercidos metabólicos o de alta intensidad son mejores para poner tu corazón a bombear sanamente y quemar la grasa de manera correcta. Por supuesto, no olviden intercalarlos con sus sesiones de resistencia
Comemos muchos lácteos: La leche es azúcar. Eso es tody. Hasta la descremada tiene azúcar. Y si es la deslactosada, tiene demasiada grasa y más calorías de las que necesitas. Y adivinen que, el queso, también tiene leche. El azúcar es fácilmente metabolizada como grasa. Agarren pues. Saquen la cuenta de sus raciones diarias y dense cuenta si eso les esta "hinchando" los la capita de grasa que tienen sobre los músculos  y alejándolos de su fin principal. Si les preocupa su ingesta de calcio, con un suplemento de este compuesto van en góndola.
No comes muchas grasas BUENAS: No vengan aquí a decirme "Es que yo me como la grasa de la leche ¿no?". Pues no. Las grasas buenas  son esas que encontramos en los suplementos de Omega 3, aceite de oliva, aguacate, nueces, almendras y etc. Cuando haces una dieta de esas que te quitas todas las grasas "porque engordan" confundes a tus hormonas y bajan tus niveles de testosterona, que la necesitamos (incluso las mujeres) para armar músculo y como consecuencia, quemar más grasa.
Muchos carbohidratos, de  los malos: Se que sueno como disco rayado pero todavía veo muchas personas que piensan que hacen lo correcto y están disparando la insulina como locos, con cereales azucarados, panes blancos y harinas procesadas. ¡El marrón es el color!

1 comentario: